Un grupo de encapuchados irrumpieron hoy en la sede en Santiago de la conservadora Unión Demócrata Independiente (UDI), partido de la coalición que gobierna en Chile, donde causaron destrozos e instalaron pancartas alusivas al movimiento estudiantil.

Según Carabineros (policía militarizada), al menos tres jóvenes ingresaron a las 06.30 hora local (09.30 GMT) en la sede de la UDI en Providencia, un sector acomodado del oriente de la capital, rompiendo una vitrina, espejos y rayando la fachada principal.

Los encapuchados colocaron un rótulo con el lema "El pueblo unido avanza sin partidos" sobre la verja que protege el recinto, rayaron la pared exterior con el mensaje "Luchamos sin UDI" y pegaron sendos carteles con la leyenda "Piteate (mata) un UDI" y "Secundarios unidos avanzan sin partidos".

El secretario general de la UDI, Víctor Pérez, calificó el incidente como un acto delictivo, y recordó que la política se construye con ideas "y no con hechos de violencia".

"Aquí estamos frente a un hecho de delincuentes. Si alguien trata de hacerle un ropaje político, nosotros lo rechazamos absolutamente, con la mayor fuerza. La política es con ideas, discutiendo, enfrentando programas, proyectos y no con hechos de violencia", dijo Pérez a periodistas.

Los estudiantes secundarios, como los universitarios, están movilizados desde hace cinco meses en demanda de una educación pública y gratuita, y en el marco de este conflicto han protagonizado numerosas marchas y tomas de centros educativos.