Una corte especial de seguridad de Bahréin condenó el jueves a muerte a un manifestante por el asesinato de un policía y dictó largas penas carcelarias a los médicos y enfermeras que atendieron a manifestantes heridos durante los disturbios ocurridos en el país, dijo un abogado.

El letrado Mohsen al-Alawi indicó que el tribunal, creado durante el estado de emergencia en Bahréin, juzgó y condenó a 13 médicos a 15 años de cárcel cada uno. Además, dos médicos fueron condenados a 10 años de cárcel y otros siete a 5 años cada uno.

Las condenas del jueves sugieren que las autoridades suníes de este reino del Golfo Pérsico perseguirán y castigarán a quienes acusen de respaldar a la oposición chií y participar en la disidencia.

Previamente, la misma corte condenó a otros dos manifestantes a muerte por matar a un policía en otro incidente.

El abogado al-Alawi señaló que los 22 médicos acusados de varios delitos contra el estado y los manifestantes que fueron condenados a muerte podrán apelar los veredictos.

Cientos de manifestantes han sido encarcelados desde marzo, cuando los gobernantes de Bahréin impusieron la ley marcial ante las protestas organizadas por la mayoría chií en demanda de mayores libertades y derechos.

Un grupo activista de Bahrein dijo que los manifestantes fueron Alí Yousef Abdulwahab al-Taweel. La Sociedad Juvenil de Bahrein para los derechos Humanos dijo que otro sospechoso, Alí Attia Mahdi, fue convicto el jueves como cómplice de al-Taweel y condenado a cadena perpetua.

El fiscal del tribunal militar, Yousef Rashid Flaifel, dijo que ambos fueron convictos se homicidio premeditado de un agente en el centro petrolero de Sitra. La agencia noticiosa oficial de Bahrein indicó que ambos cometieron "acciones terroristas" al atropellar al agente con dos automóviles. No aclaró cuándo ocurrió el incidente.