El enviado especial de EEUU para el proceso de paz en Oriente Medio, David Hale, fracasó hoy en su tentativa de conseguir que los palestinos renuncien a solicitar el reconocimiento como estado en la ONU a finales de septiembre.

Hale -acompañado por el consejero de seguridad estadounidense para Oriente Medio, Denis Rosse, y el cónsul de EEUU en Jerusalén, Daniel Rubinstein- se reunió hoy en Ramala con el presidente de la Autoridad Nacional Palestina (ANP), Mahmud Abás.

El mandatario palestino dijo al enviado de EEUU que la demanda ante la ONU no es contradictoria con el proceso de paz, "sino que acabará con el callejón sin salida al que ha llevado la intransigencia israelí", según la agencia palestina WAFA.

Asimismo, expresó la voluntad palestina de volver a las negociaciones si Israel acepta la solución de dos estados en las fronteras anteriores a 1967 y cesa su política de asentamientos en territorio palestino.

Por su parte, Hale expresó a Abás que EEUU mantendrá su posición de votar en contra del reconocimiento como estado en Naciones Unidas, según indicó a los periodistas tras el encuentro el negociador palestino Saheb Erekat.

Coincidiendo con la visita del enviado, decenas de palestinos se manifestaron hoy en la plaza Manara en el centro de Ramala para expresar su rechazo a las presiones de EEUU sobre la Autoridad Palestina para disuadirle de acudir a la ONU.

La campaña nacional prevista para apoyar la petición ante Naciones Unidas, denominada "Palestina 194", comenzará mañana, jueves, con una manifestación ante la oficina de la ONU en Ramala, indicaron hoy los organizadores en un comunicado.

La campaña prevé organizar marchas no violentas coincidiendo con los días próximos a la votación de la petición palestina en Nueva York, prevista para finales de septiembre.

Se espera que las mayores manifestaciones tengan lugar el 21 de septiembre, cuando la Asamblea General inicie su sesión número 66, y el 23 cuando el presidente palestino intervenga ante ese órgano de la organización internacional.

El portavoz del presidente palestino, Nabil Abu Rudeina, dijo hoy tras la reunión con Hale que las diferencias entre Washington y la ANP sobre la petición a la ONU son "aún grandes".

Rudeina indicó, sin embargo, que se "están realizando esfuerzos" y que existe "un acuerdo para continuar la comunicación" con la administración estadounidense, así como con el enviado del Cuarteto para Oriente Medio en relación con este asunto.