El soldado retirado colombiano William Giovanni Domínguez, quien pasó dos años secuestrado por las FARC y fue liberado de manera unilateral por esta guerrilla en 2009, fue asesinado en Bogotá, informaron hoy medios locales.

El homicidio se registró a las 21.00 hora local del viernes (02.00 GMT de hoy) en una calle de la localidad bogotana de Engativá, en la que Domínguez fue asaltado por desconocidos que le dispararon en la espalda, en el brazo y en la pierna izquierdos y le asestaron una puñalada en el pecho.

Al parecer, el soldado retirado se había convertido en un habitante de la calle por su adicción a las drogas, según medios locales.

"Yo supe a las 9 de la noche y me fui para el hospital de Engativá y cuando llegué me dijeron que mi hijo estaba muerto", señaló en RCN Radio Elvia Castro, madre del exsecuestrado.

Aunque las autoridades médicas indicaron que Domínguez presentaba cuatro impactos de bala y dos heridas de arma blanca cuando llegó al centro de salud, hasta la próxima semana no se conocerán las causas físicas de su muerte, que revelará el Instituto de Medicina Legal.

Domínguez se hizo famoso en Colombia tras recuperar su libertad por la canción "Cómo nos cambia la vida", que compuso durante el cautiverio y llegó a interpretar a capela en el Palacio de Nariño, sede del Ejecutivo colombiano, ante el entonces presidente Álvaro Uribe.

Según su madre, el militar se había retirado del Ejército de Colombia hace unos dos meses y se dedicaba a su novia y a su hija de 4 meses.

Sin embargo, el director del programa "Las voces del secuestro" de Caracol Radio, Herbin Hoyos, quien reveló el homicidio, señaló que William Domínguez Castro atravesó serios problemas psicológicos tras la experiencia del secuestro y comenzó su adicción a las drogas.

Domínguez fue secuestrado el 20 de enero de 2007 después de un combate entre su batallón y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), en el departamento sureño de Caquetá, y su cautividad se confirmó seis meses después, cuando se difundió un vídeo con mensajes de supervivencia.

El 1 de febrero de 2009 recuperó la libertad junto con los policías Walter José Lozano Guarnizo, Juan Fernando Galicia Uribe y Alexis Torres Zapata, quienes fueron entregados a una misión humanitaria integrada por la exsenadora liberal Piedad Córdoba, delegados del Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) e intelectuales colombianos.

En este mismo operativo, las FARC también liberaron de manera unilateral al exgobernador del departamento del Meta (centro) Alan Jara y el exdiputado Sigifredo López.