El líder de Al Qaeda, Ayman al Zawahiri, ha alabado a los manifestantes sirios en un vídeo colgado en las últimas horas en internet, el primero en el que aparece desde su nombramiento en junio pasado como jefe de este grupo terrorista.

En la cinta, de unos siete minutos y difundida por páginas web islamistas, Al Zawahiri dirige un mensaje a los manifestantes que piden la caída del régimen del presidente sirio, Bachar al Asad.

"Dais una lección al opresor y al traidor (Al Asad), lecciones en su resistencia y en la resistencia de su injusticia, corrupción y traición", dice el máximo dirigente de Al Qaeda, que aparece en el vídeo vestido con un turbante y ropa de color blanco.

Además, añade: "presentáis un ejemplo y dais a vuestra nación árabe y musulmana lecciones en el sacrificio, la persistencia y la lucha contra la injusticia. ¿Cómo no y sois los hijos del Sham (Levante) de la yihad (guerra santa)".

En este vídeo, Al Zawahiri, que habla con un tono tranquilo, describe a Al Asad como "el socio de (norte) América en la guerra contra los musulmanes".

Asimismo, lanza una crítica contra Estados Unidos e Israel, y advierte contra los planes de Washington de establecer un nuevo régimen en Siria que proteja sus intereses.

"América, que ha colaborado con Bachar al Asad durante todo su mandato, alega hoy que está con vosotros (los manifestantes sirios) después de ver que el terreno se mueve por vuestro terremoto de ira y después de que fuera vencido en Túnez y Egipto al perder a dos de sus mayores agentes", explica el líder terrorista.

"Washington intenta hoy establecer en lugar de Al Asad, que ha protegido las fronteras de la entidad sionista, otro régimen que desperdicie vuestra revolución y vuestro yihad (guerra santa), y que tenga un poder que siga a Estados Unidos", añade.

Al Zawahiri, un médico egipcio que era el "número dos" de Al Qaeda, se convertió en junio pasado en el máximo dirigente de este grupo terrorista en sustitución de Osama bin Laden, muerto el pasado 1 de mayo en una operación militar de EEUU en Pakistán.