La Agencia Espacial Europea dijo el viernes que ha abandonado sus esfuerzos para contactar una sonda espacial rusa errante, aumentando con ello las probabilidades de que el aparato caiga a la Tierra.

La sonda Fobos-Tierra iba a dirigirse a la luna marciana de Fobos en una misión de dos años y medio para tomar muestras de suelo y traerlas de regreso a la Tierra. Pero la sonda se quedó varada en órbita terrestre luego de su lanzamiento el 9 de noviembre e intentos de enviar comandos que pudieran impulsarla hacia Marte han fracasado.

La agencia europea dijo en una declaración que aunque ha suspendido las gestiones para contactar la sonda, va a reanudarlas si la agencia espacial rusa reporta algún cambio en la situación.

Un portavoz de la agencia europea dijo a The Associated Press que Rusia trataría de establecer contacto con la sonda el fin de semana.

El subjefe de la agencia espacial rusa Vitaly Davidov dijo el mes pasado que si la sonda no es enviada a Marte, pudiera caer a la Tierra entre finales de diciembre y finales de febrero.

La sonda tiene un peso de 13,2 toneladas métricas, la mayor parte en combustible altamente tóxico. Expertos dicen que si el combustible se ha congelado pudiera sobrevivir la caída a la Tierra, pero si está líquido muy probablemente se incendiará a causa del calor generado por el reingreso a la atmósfera.

La misión debía haber llegado a la órbita marciana en septiembre del 2012 y aterrizar en Phobos en febrero del 2013.

Los científicos esperaban que estudios del sueño de Phobos ayudasen a resolver el misterio de su origen y arrojasen más luz sobre le génesis del sistema solar. Algunos consideran que la luna es un asteroide capturado por la gravedad de Marte, mientras que otros dicen que se trata de un pedazo dejado por la colisión del planeta con otro cuerpo espacial.

_____

En la internet:

Agencia Espacial Europea http://www.esa.int