El secretario general de la ONU, Ban Ki-moon, confirmó hoy que entre los 23 fallecidos en el atentado perpetrado el pasado viernes contra la sede del organismo en la capital de Nigeria, Abuya, se encuentran once miembros de su personal y que uno de ellos es una ciudadana noruega.

Ban comunicó las cifras oficiales de víctimas que baraja Naciones Unidas, entre las que hay más 80 heridos, en una reunión con los miembros del Consejo de Seguridad, ante quienes lamentó la muerte de 23 personas, incluidos once trabajadores del organismo, de los que sólo uno no era de nacionalidad nigeriana.

Se trata, según desveló el máximo responsable de la ONU, de "una joven noruega" llamada Ingrid Midtgaard, oriunda de Oslo y que trabajaba en la sede del organismo en Abuya, unas instalaciones donde hay dependencias de varias agencias de Naciones Unidas y que fueron atacadas mediante un coche bomba el pasado viernes.

"Lo que sabemos es que el ataque fue obra de un terrorista suicida que introdujo un vehículo utilitario deportivo a gran velocidad por las puertas de salida del recinto de la ONU", explicó Ban, quien señaló que el edificio cuenta con "unas robustas medidas de seguridad" que tendrán que revisarse ahora.

El diplomático indicó así que la ONU llevará a cabo "una completa evaluación" del incidente y de las medidas de seguridad de su sede en la capital nigeriana, y que en breve llevará a cabo estudios de las amenazas que tienen sus dependencias alrededor del mundo.

"Claramente, Naciones Unidas y su personal son cada vez más el objetivo de los terroristas en todo el mundo. Demasiado a menudo se nos considera un objetivo fácil", se lamentó Ban, quien indicó que "la seguridad del personal del organismo es una prioridad vital".

"Debemos aprender lecciones de lo ocurrido en Abuya y juntos debemos comprometer nuestros esfuerzos y recursos en aplicarlas. Nuestro objetivo debe ser quedarnos, no irnos en situaciones complicadas, y llevar a cabo nuestro importante trabajo", añadió el secretario general.

Ban ofreció estos últimos datos de los atentados después de que la vicesecretaria general de la ONU, Asha-Rose Migiro, y el subsecretario general en materia de seguridad, Gregory Starr, regresaran de Nigeria con las últimas informaciones sobre los atentados.

El secretario general participa hoy también en una reunión especial de la Asamblea General de la ONU sobre los atentados en Abuya, donde, según sus portavoces, reiterará que "no hay justificación alguna para el terrorismo en ningún lugar del mundo, independientemente de sus motivaciones o sus autores".

La autoría del atentado del viernes contra la sede de la ONU en Abuya fue reclamada por el grupo fundamentalista islámico Boko Haram, que trata de imponer la ley islámica en el norte de Nigeria, mientras que las autoridades nigerianas informaron este martes de la detención de varios sospechosos involucrados en el ataque.