China ordenó el miércoles incrementar las inspecciones de seguridad para los viajeros que provengan de Alemania, el centro del brote más mortífero de la bacteria E. coli para evitar que la cepa súper tóxica llegue a su territorio.

La Administración General de Calidad de Supervisión, Investigación y Cuarentena informó en un comunicado que las autoridades deben fortalecer las revisiones médicas y de temperatura para los viajeros que provengan de Alemania.

Agregó que aquellos que experimentan náusea, vómito, dolor abdominal, diarrea o fiebre deben reportarlo a las autoridades, y en caso de que ya estén en el país buscar atención médica de inmediato.

El brote de E. coli ha matado a 24 personas e infectado a 2.325 en Alemania y más de 100 en otros países europeos y en Estados Unidos.