Rivales de división. Entrenadores que se detestan. Quarterbacks con una larga historia en común. Clima impredecible. Y una buena cuota de drama. Sin duda alguna, con los choques Broncos-Patriots y Seahawks-49ers el domingo, la NFL tiene exactamente lo que quería en las finales de conferencia.

Además, los cuatro equipos restantes garantizan que el duelo en el Super Bowl será uno de alto calibre.

En la Conferencia Americana (AFC), el más reciente capítulo de la historia entre Peyton Manning y Tom Brady, en el partido Denver-Nueva Inglaterra, podría considerarse como un Super Bowl adelantado.

La Conferencia Nacional (NFC) no se queda atrás, con una intensa rivalidad de dos equipos de la misma división, dos de los mejores quarterbacks jóvenes en la liga, y una relación incómoda entre los entrenadores de Seattle y San Francisco. Los Seahawks son tan buenos en su feudo, y el estadio CenturyLink Field es tan ruidoso, que el inmueble de por sí es toda una historia.

También hay que tomar en cuenta que ambos partidos serán al aire libre, lo que significa que el clima será impredecible. Eso debe ayudar a los ganadores a prepararse para un Super Bowl que será jugado en Nueva Jersey/Nueva York, el primero en una ciudad de clima frío.

Pero, con cuatro escuadras de primer nivel y repletas de figuras, la NFL puede estar segura que el clima no será motivo de preocupación ni generará muchos titulares.

Sí, Brady y Manning ya se han enfrentado en dos ocasiones previas por un boleto al Super Bowl. Y tres duelos consecutivos entre Dallas y San Francisco en los 90 fueron memorables. Pero, ¿alguien recuerda dos finales de conferencia mejores que estas? Suerte con eso, ya que estos cuatro equipos se combinaron para sumar 50 victorias y apenas 14 derrotas en la temporada regular.

"Si eres fanático del fútbol americano, no hay nada mejor que esta semana", contempló el quarterback de los Seahawks, Russell Wilson. "Si ves el partido de campeonato de la NFC, los 49ers contra nosotros, y piensas en la AFC, y los Patriots contra los Broncos, no hay nada mejor que eso".

Brady ya le ganó a Manning esta temporada, cuando los Patriots remontaron una desventaja de 24-0 para imponerse 34-31 en tiempo extra. Este será el 15to duelo entre los dos legendarios quarterbacks, y Brady ha ganado 10.

Si los Patriots ganan, empatarán con Dallas y Pittsburgh como los equipos con más participaciones en el Super Bowl, con ocho. Brady, que ha ganado tres títulos de la NFL pero ninguno desde 2004, también fijaría un récord con su sexto Super Bowl.

Nueva Inglaterra ya no depende tanto del brazo de Brady y, en parte obligado por lesiones, ahora apuesta más a un juego por tierra que ha sido formidable en semanas recientes.

Manning ha jugado en dos Super Bowls, y ganó uno. A pesar de ayudar a los Broncos a fijar un récord con la mayor cantidad de puntos en la temporada regular en su segunda campaña con el equipo, siguen los comentarios de que no ha ganado suficiente en los playoffs. Brady, en cambio, tiene 18 triunfos en 25 partidos de postemporada.

No podemos olvidar a los entrenadores en esta historia. Si los Patriots ganan, Bill Belichick empataría el récord de Tom Landry con 20 victorias en postemporada, y la marca de Don Shula de seis apariciones en el Super Bowl. Además, el coordinador de la ofensiva de Nueva Inglaterra, Josh McDaniels, tuvo dos pésimas temporadas como entrenador de los Broncos y dejó malos recuerdos entre los fanáticos de Denver.

Los entrenadores son incluso más protagonistas en el otro partido.

Pete Carroll es recordado por preguntarle molesto "¿cuál es tu problema?" a su colega Jim Harbaugh en 2009, después que la universidad de Stanford se ensañó en una victoria sobre USC, de donde Carroll se fue al año siguiente para entrenar a los Seahawks. Harbaugh se fue del fútbol americano universitario un año después para tomar las riendas de lso 49ers, y sus respectivos equipos se pelean desde entonces la supremacía de la división Oeste de la NFC.

Los quarterbacks de estos equipos, Wilson y Colin Kaepernick, vienen de una generación distinta a Brady y Manning, pero ambos son más que capaces de tomar la posta como estrellas para la próxima década.

La serie histórica entre Seahawks y 49ers está empatada a 15 triunfos por bando. Este será su primer encuentro en los playoffs, pero probablemente no el último.

"Creo que es la mejor rivalidad en el fútbol americano en este momento", opinó el analista de televisión y es quarterback de los Cowboys, Troy Aikman.

También hay una bastante buena en la AFC.