El base francés Tony Parker siguió en su línea de inspiración encestadora y líder del juego de los Spurs de San Antonio, que sin descanso y varias bajas en su plantilla vencieron a domicilio (95-101) ante los Pelicans de Nueva Orleans.

Parker, que la noche anterior también había sido clave en la victoria que los Spurs consiguieron (104-86) ante los Timberwolves de Minnesota, aportó 27 puntos (9-15, 0-0, 9-10), siete asistencias y tres rebotes, que lo dejaron al frente de una lista de cinco jugadores del equipo de San Antonio, incluidos cuatro titulares, que tuvieron números de dos dígitos.

El internacional francés volvió a conseguir varias canastas que fueron decisivas en la recta final del partido cuando los Spurs consiguieron romper el marcador a su favor.

El veterano ala-pívot Tim Duncan mantuvo su buen momento de juego y reivindicó su condición de estrella al aportar 18 puntos, nueve rebotes, incluidos siete defensivos, y repartió dos asistencias, antes que fuese eliminado por personales a falta de 6:08 minutos del final del tiempo reglamentario.

Mientras que el escolta argentino Manu Ginóbili, que salió como titular ante la baja por lesión de Danny Green, respondió en su línea de conseguir tantos decisivos y además aportó 14 puntos.

Ginóbili, que el domingo no jugó contra los Timberwolves por tener rigidez en el músculo izquierdo, disputó 25 minutos en los que anotó 4 de 9 tiros de campo, falló dos intentos de triples, y estuvo perfecto 6-6 desde la línea de personal.

El veterano escolta argentino también capturó dos rebotes, repartió una asistencias, recuperó dos balones, perdió tres, y puso un tapón.

El alero Kawhi Leonard, que la noche anterior fue el líder encestador del equipo, ante los Pelicans aportó 13 tantos y el escolta italiano Marco Belinelli, como sexto jugador de los Spurs, llegó a los 12 puntos.

La victoria fue la quinta consecutiva que lograron los Spurs (30-8), que le permiten ser el primer equipo de la NBA que llegan a los 30 triunfos en lo que va de temporada y los consolida con la mejor marca de la Conferencia Oeste y segunda de la Liga.

El joven jugador franquicia de los Pelicans, el ala-pívot Anthony Davis, logró un doble-doble de 22 puntos, 11 rebotes, tres recuperaciones de balón, puso dos tapones y repartió dos asistencias, que al final no impidieron la sexta derrota consecutiva del equipo de Nueva Orleans desde que sufren la baja por lesión del también ala-pívot Ryan Anderson.

Davis fue el encargado de mantener a los Pelicans en el partido al anotar canasta a falta de 7:08 minutos por jugarse del tiempo reglamentario y puso a su equipo arriba (87-86), pero eso fue todo lo que pudieron conseguir antes de la reacción final de los Spurs.

El base Brian Roberts salió en el puesto de titular que ha dejado vacante Jrue Holiday (lesionado), y logró 19 puntos, además de repartir cuatro asistencias y capturar cuatro rebotes.