La figura del veterano escolta argentino Manu Ginóbili volvió a brillar en el momento que más lo necesitaban los Spurs de San Antonio y fue el líder que los guió a la victoria a domicilio por 101-108 ante los Suns de Phoenix.

Ginóbili encestó 11 de sus 24 puntos en los últimos cuatro minutos y llevó a los Spurs a encontrarse de nuevo con el camino del triunfo y les rompieron a los Suns la racha de cinco victorias consecutivas.

Los Spurs (20-5) con siete victorias en los últimos 10 partidos se mantienen como líderes de la División Suroeste.

Ginóbili jugó 27 minutos, encestó 9 de 17 tiros de campo, incluido 1 de 5 triples, se fue perfecto en los de personal con 5 de 5, logró seis rebotes, siete asistencias y recuperó dos balones.

El veterano ala-pívot Tim Duncan lo apoyó al conseguir un doble-doble de 17 puntos y 13 rebotes, que lo dejaron como líder en el juego dentro de la pintura.

El alero Kawhi Leonard encestó 14 puntos, capturó seis rebotes, repartió dos asistencias y recuperó dos balones.

El pívot brasileño Tiago Splitter salió de titular con los Spurs y aportó ocho puntos en 13 minutos que estuvo en la pista al encestar 2 de 3 tiros de campo, 4 de 6 desde la línea de personal, y capturó cuatro rebotes.

Los Spurs jugaron sin el base francés Tony Parker, que sufre una contusión en la espinilla derecha y será baja al menos por dos partidos.

Por los Suns (14-10), segundos clasificados en la División Pacífico, el ala-pívot Channing Frye lideró el ataque al anotar 22 puntos.

El escolta esloveno Goran Dragic aportó 18 tantos y el base Eric Bledsoe llegó a los 15 puntos.

El pívot Miles Plumlee confirmó los progresos que hay hecho bajo el entrenador novato Jeff Hornacek y consiguió un doble-doble de 13 puntos, 13 rebotes, puso dos tapones y recuperó dos balones.