La acción dentro de la NBA tuvo como grandes protagonistas a los Thunder de Oklahoma City que se exhibieron ante los Pacers de Indiana en duelo de equipos ganadores y los Heat de Miami se reivindicaron ante los Pistons de Detroit su condición de actuales campeones de liga.

Mientas que los Knicks de Nueva York y Los Ángeles Lakers fueron "humillados" en sus campos con sendas derrotas que sufrieron ante los Celtics de Boston y los Raptors de Toronto, respectivamente.

El alero Kevin Durant y el base Russell Westbrook reivindicaron su clase y condición de estrellas al dirigir el ataque arrollador de los Thunder que vencieron por paliza de 118-94 a los Pacers y les cortaron racha de dos triunfos consecutivos.

Durant estuvo imparable en el juego ofensivo al conseguir un doble-doble de 36 puntos (14-23, 2-3, 6-6), 10 rebotes --ocho fueron defensivos--, repartió cinco asistencias y recuperó un balón.

La gran labor individual de Durant le permitió también ganar el duelo al alero Paul George, de los Pacers, que consiguió 32 puntos.

Mientras que Westbrook fue una vez más el director perfecto en el juego de los Thunder y aportar también un doble-doble de 32 puntos (11-17, 1-6, 3-3), 13 asistencias, siete rebotes, recuperó un balón y perdió cinco.

La victoria, segunda consecutiva, dejo a los Thunder con marca de 15-4 a un juego de los Trail Blazers de Portland (17-4), líderes de la División Noroeste, que tuvieron jornada de descanso.

Los Thunder mantienen su invicto en su campo del Chesapeake Energy Arena (10-0) y es el único equipo de la Conferencia Oeste que lo ha conseguido hasta ahora.

Los Pacers (18-3), mejor marca de la NBA, sintieron los efectos de haber jugado la pasada noche otro partido duro contra los Spurs de San Antonio a los que ganaron de visitantes por 100-111.

Esta vez no hubo sorpresa y los actuales campeones de liga, los Heat, llegaron al Palace de Auburn Hills en plan de venganza que consumaron con un triunfo fácil de 95-110 ante los Pistons.

La derrota (97-107) sufrida por los Heat el pasado martes, en el American Airlines Arena, de Miami, no sólo no gustó a los campeones sino que además les cortó racha ganadora de 10 triunfos seguidos.

Junto a James, otros cinco jugadores tuvieron números de dos dígitos, incluido el veterano escolta Ray Allen, que salió como titular en el puesto de Dwyane Wade, que volvió a ser baja por molestias en las rodillas, y aportó 18 puntos y tres asistencias.

Los Heat (16-5) siguen de líderes solitarios en la División Sureste y ahora su objetivo es superar la marca de los Pacers.

El pívot Andre Drummond consiguió un doble-doble de 19 puntos y 14 rebotes, que no impidieron la derrota de los Pistons (10-11), segundos en la División Central, que vieron cortada racha de cuatro triunfos consecutivos, la mejor que habían tenido en lo que va de temporada.

Se dio el ansiado debut del escolta Kobe Bryant con su equipo de los Lakers y el resultado no pudo ser más frustrante y humillante para el equipo angelino y su gran estrella que vieron como cayeron derrotados en el Staples Center por 94-106 ante los Raptors de Toronto que jugaron con reservas a la espera de cerrar el lunes un traspaso masivo en el que entraran siete jugadores.

El ala-pívot Amir Johnson, un nativo de Los Ángeles, se olvidó de ser un secundario dentro del mundo de la NBA y aportó un doble-doble de 32 puntos --mejor marca como profesional-- y 10 rebotes que lo convirtieron en la figura de su equipo que rompió racha de cinco derrotas consecutivas.

Los Raptors tienen ya todo listo para el traspaso del alero Rudy Gay, el pívot Aaron Gray y el alero Quincy Ace a los Kings de Sacramento por el base venezolano Greivis Vásquez, el alero Patrick Patterson, escolta-alero John Salmons y el ala-pívot Chuck Hayes.

A pesar de la baja de Gay, que no jugó, los Raptors consiguieron su primera victoria ante los Lakers en el Staples Center desde el 28 de diciembre del 2001 después de haber perdido 11 partidos seguidos.

Bryant comenzó su decimoctava temporada y después que terminase la entrada en plan Hollywood que le dieron durante la presentación, ya en el campo, la realidad fue muy diferente porque se vio a un jugador mayor de 35 años, que llegaba de superar una grave lesión de talón de Aquiles y fuera de forma.

La estrella de los Lakers jugó 28 minutos y su aportación fue de nueve puntos, ocho rebotes, cuatro asistencias y nada menos que ocho perdidas de balón.

Bryant, cuarto máximo encestador en la historia de la NBA, hizo que el equipo no tuviese ningún protagonismo bajo los aros y los Raptors anotaron 62 puntos desde dentro de la pintura por 32 de los Lakers (10-10).

El alero Jordan Crawford anotó 23 puntos y volvió a ser el líder del ataque balanceado de los Celtics que llegaron al Madison Square Garden y se impusieron por paliza histórica de 73-114 a los Knicks.

La derrota es la peor que han sufrido los Knicks esta temporada, la tercera en la historia del equipo y la octava en su campo en lo que va de liga, después que habían conseguido salir momentáneamente de la crisis tras haber ganado dos partidos consecutivos.

Mientras que en el Toyota Center, el pívot Dwight Howard no tuvo ningún tipo de consideración con su exequipo de los Magic de Orlando y logró un doble-doble de 20 puntos y 22 rebotes que permitió a los Rockets de Houston ganar 98-88 y a él regalarse un triunfo el día de su vigésimo octavo cumpleaños.