El ala-pívot Blake Griffin aportó un doble-doble (15 puntos, 13 rebotes) y volvió a encabezar el ataque balanceado y ganador de los Clippers de Los Ángeles que se impusieron 93-80 a los Knicks de Nueva York.

Los Clippers (11-5) lograron tres triunfos seguidos y ocho en los últimos 10 partidos y se mantienen líderes en la División Pacífico con dos juegos de ventaja sobre los Warriors de Golden State que perdieron como visitantes por 103-99 ante los Mavericks de Dallas.

El base Chris Paul y el escolta J.J. Redick anotaron 15 tantos cada uno y los Clippers se pusieron con marca de 8-1 en su campo del Staples Center.

El pívot DeAndre Jordan también hizo una buena aportación en el juego bajo los aros al capturar 13 rebotes; anotó puntos, dio una asistencia, recuperó un balón y puso un tapón,

Los Knicks (3-11) sumaron siete derrotas consecutivas y ocho en los últimos 10 partidos y permanecen en el fondo de la División Atlántico y con el entrenador Mike Woodson más cuestionado que nunca.

Por los Knicks el líder del ataque fue de nuevo el alero Carmelo Anthony, que consiguió 27 puntos y nueve rebotes, mientras que el pívot italiano Andrea Bargnani aportó un doble-doble de 20 tantos y capturó 10 balones bajo los aros.

El base Raymond Felton anotó 12 puntos, repartió siete asistencias, capturó tres rebotes y recuperó dos balones.

El base argentino Pablo Prigioni no consiguió anotar en los nueve minutos que jugó como reserva al fallar dos tiros de campo. Logró cuatro rebotes, dio una asistencia y recuperó un balón.