La inusual calidez de las aguas en el Atlántico norte son causa de una nueva preocupación, dicen los científicos: la caída de los niveles de las criaturas microscópicas que constituyen la base de la cadena alimenticia en el océano.

La Administración Nacional para el Océano y la Atmósfera (NOAA en inglés) dijo que el nivel primaveral de zooplancton frente a la costa de Nueva Inglaterra estaba muy por debajo del promedio, siendo los más bajos que se hayan registrado para estos cruciales organismos diminutos.

El científico de la NOAA Kevin Friedland dijo que la ausencia del aumento normal del zooplancton en la primavera boreal causa preocupación porque es la época en que se reproducen el bacalao, el eglefino y muchas otras especies.

Los datos del primer semestre revelan que las temperaturas de la superficie en el Atlántico norte y medio son más elevadas que lo habitual, pero están por debajo del récord del año pasado.