En un encuentro en que los arqueros fueron protagonistas, Sporting Kansas City rescató el sábado un valioso empate 0-0 como visitante ante el Dynamo de Houston, en el partido de ida de la final de la Conferencia del Este.

El cotejo de vuelta, que definirá al representante del Este en la final de la liga estadounidense de fútbol (MLS), se realizará el 23 de noviembre en Kansas City. Habrá una pausa de un par de semanas, debido a las fechas de partidos internacionales, programadas por la FIFA.

Jimmy Nielsen, el arquero del Sporting, hizo tres atajadas, mientras que Tally Hall salvó la meta del Dynamo en un par de ocasiones.

"Fue un gran resultado para nosotros", dijo Nielsen. "Los dos equipos salieron con muy buena actitud. Yo tuve un partido difícil a media semana. Fue sorprendente conservar esa intensidad y hacer el partido que desarrollamos hoy".

Houston pareció tomar la ventaja a los 17 minutos, cuando Kofi Sarkodie recibió un pase en el área y envió el balón a las mallas. Pero en la jugada se marcó un fuera de juego del anotador.

Nielsen preservó la igualdad a los 29 minutos, al zambullirse hacia su derecha para atajar un tiro libre del hondureño Boniek García. El Dynamo había eliminado a Kansas City de los playoffs en los dos años anteriores.

"Sabía que iba a ser un partido feo, y lo fue", reconoció Bobby Boswell, zaguero de Houston. "Pero peleamos duro, no nos guardamos nada, tuvimos jugadores que entraron y salieron de la cancha y creo que todos jugamos bien. Quienes entraron nos dieron un impulso. Como dije, no puedes ganar en el primer partido pero sí puedes perder, y creo que definitivamente tenemos oportunidades para el partido en Kansas City".

Teal Bunbury realizó un disparo desde fuera del área chica, pero éste fue rechazado a los 39 minutos. En el contragolpe, Will Bruin tiró de larga distancia, pero el esférico pasó apenas encima del travesaño.

Nielsen frustró otra oportunidad del Dynamo a los 57 minutos, al detener un cabezazo de Cam Weaver, adentro del área chica.

"Nuestro objetivo no era necesariamente anotar un gol, sino no perder, por supuesto, y eso fue lo que hicimos", comentó el volante de Kansas City, Aurelien Collin. "Pudimos haber anotado un par de goles. Yo pude haber hecho uno. No lo logramos, pero tampoco perdimos. Ahora ellos tendrán que ir a nuestra cancha, donde todos en la liga saben lo difícil que es jugar".