En todos esos años caminando a lo largo del costado de la cancha en Denver, Mike Shanahan nunca vio que un juego se pusiera tan feo tan pronto.

No es una sorpresa que Peyton Manning haya influido en arruinarle el regreso de Shanahan a la ciudad.

Después de recibir enormes aplausos, de conseguir luego una ventaja de dos anotaciones, el antiguo entrenador en jefe de los Broncos miró a Manning y a su ex equipo anotar los últimos 38 puntos el domingo para superar la desventaja y ganar por 45-21 a los Redskins de Washington.

"Uno no puede dar a Peyton tantas oportunidades porque él va a aprovecharlas", dijo Shanahan.

Sí, así es.

Manning se sobrepuso a cuatro balones perdidos y lanzó para ganancia de 354 yardas y cuatro anotaciones para ayudar a los Broncos a superar una desventaja de 21-7 a inicios del tercer cuarto.

"Esas cosas pasan en el fútbol", dijo Manning sobre las tres intercepciones que sufrió. "No hemos tenido una tonelada de eso, pero el hecho de que fuimos capaces de sobreponernos fue crucial".

"Con Peyton, los puntos siempre están ahí", dijo el safety de los Redskins Jordan Pugh. Y también las yardas: Manning llegó a la mitad de la temporada con 2.919 yardas, la mayor después de ocho juegos en la historia de la NFL.

Adelante por dos touchdowns después de que un pase de Manning fue interceptado por DeAngelo Hall cuando el receptor Demaryius Thomas cayó al césped, Shanahan entrecerró los ojos debido al brillo del sol y echó una mirada al tablero de anotación en Denver mientras el sol comenzaba posarse sobre las Montañas Rocosas.

Aunque las cosas cambiaron rápidamente.

Manning guió a los Broncos (7-1) en una serie ofensiva de 75 yardas para anotación para poner el marcador en 21-14, siendo la jugada crucial un acarreo de cinco yardas de Knowshon Moreno en cuarta oportunidad y dos por avanzar desde la yarda 22 de Washington.

Luego, la defensiva forzó una patada de despeje y Manning condujo a Denver 83 yardas en 16 jugadas para empatar el marcador con pase de una yarda a Joel Dreessen en la primera jugada del cuarto período.

Robert Griffin III lanzó tres pases incompletos consecutivos y Sav Rocca siguió con una patada de despeje de 15 yardas. En la siguiente jugada, Manning dio a Denver una ventaja de 28-21 con un pase pantalla a Moreno que recorrió 35 yardas para lograr el touchdown.

Von Miller terminó la siguiente serie ofensiva con una captura de quarterback y forzó un balón suelto para dar a Denver un gol de campo y una ventaja de 10 unidades, y Washington (2-5) nunca pudo acercarse más.

En otros resultados de la jornada, Kansas City venció a Cleveland por 23-17; Nueva Orleáns a Buffalo por 35-17; Nueva Inglaterra a Miami por 27-17; Detroit a Dallas por 31-30 y los Giants de Nueva York a Filadelfia por 15- 7.

San Francisco ganó por 42-10 a Jacksonville; Oakland por 21-18 a Pittsburgh; Cincinnati por 49-9 a los Jets de Nueva York; Arizona por 27-13 a Atlanta; Denver 45, Washington 21; y Green Bay se encuentra jugando en Minnesota

___

Sitio AP NFL en internet: www.pro32.ap.org