Siete de los ochos candidatos a la Presidencia de Honduras se comprometieron hoy a realizar una reforma integral del sistema de seguridad pública en el país, donde cada día mueren de forma violenta un promedio de 20 personas, en caso de ganar las elecciones del próximo 24 de noviembre.

Solo el aspirante por el gobernante Partido Nacional, Juan Orlando Hernández, no suscribió el Pacto Nacional por la Seguridad, impulsado por la estatal Comisión de Reforma de la Seguridad Pública (CRSP).

Sí lo rubricaron los candidatos del Partido Libertad y Refundación (Libre), Xiomara Castro; del partido Anticorrupción (PAC), Salvador Nasralla; de la Alianza Patriótica Hondureña, el general retirado Romeo Vásquez Velásquez; del Partido Demócrata Cristiano, Orlen Solís y del Innovación y Unidad Social Demócrata (PINU-SD), Jorge Aguilar.

También lo firmaron los aspirantes a presidente por la Alianza del Frente Amplio Político Electoral en Resistencia y la Unificación Democrática (FAPER-UD), Andrés Pavón y la candidata a vicepresidenta del Partido Liberal Lía Bueso, en representación del candidato Mauricio Villeda.

La candidata de Libre y esposa del expresidente Manuel Zelaya indicó a Acan-Efe que "el tema de seguridad debe verse de manera integral" y destacó que es "necesario organizar a la comunidad" para garantizar la seguridad en el país centroamericano.

Para ello, la esposa de Zelaya, derrocado del poder el 28 de junio de 2009, señaló que se deben "hacer reformas transcendentales en el sistema de justicia", porque en la actualidad, dijo, "la justicia en Honduras se vende y se compra al mejor postor".

El texto dice que los candidatos se comprometen a realizar una "reforma integral del sistema de seguridad pública, que garantice una profunda transformación en el funcionamiento y mejore sustancialmente los resultados de los órganos operadores de justicia".

El excarabinero de Chile y miembro de la CRSP, Aquiles Blu, dijo a Acan-Efe que el acuerdo suscrito es "muy importante" porque los compromisos se "transformarán en políticas de Estado".

Agregó que las reformas al sistema de seguridad pública "deben trascender a los gobiernos, de tal manera que puedan proyectarse en un tiempo".

Blu abogó por el "fortalecimiento" de la Policía Nacional y por la creación de una Policía Comunitaria.

La CRSP la integran, además de Blu, el secretario de Seguridad de la Organización de Estados Americanos (OEA), Adam Blackwell y los hondureños Víctor Meza, Matías Funes y Omar Casco.

Los aspirantes reconocen en el acuerdo que son "conscientes de la gravedad del problema y de la intensa y creciente demanda ciudadana para reducir los niveles de violencia, combatir eficaz y resueltamente al crimen organizado y todas las formas de delincuencia y el crimen".

En ese sentido, los candidatos se comprometen a promover acciones preventivas de la violencia y el crimen y la participación ciudadana en todas las iniciativas de seguridad comunitaria y apoyo a los entes de seguridad.

El acuerdo también establece que los candidatos deberán consolidar el "respeto permanente a los derechos humanos".

La ceremonia fue presenciada por el fiscal general del Estado, Oscar Chinchilla, funcionarios del gobierno, empresarios hondureños, y representantes del cuerpo diplomático, como testigos de honor.

En las elecciones unos 5,3 millones de hondureños elegirán al presidente del país, tres vicepresidentes, 128 diputados al Congreso Nacional, 20 al Parlamento Centroamericano con sus respectivos suplentes y 298 corporaciones municipales. ACAN-EFE

ac/lbb

(foto) (vídeo) (audio)