Hugh Jackman organizó su propia fiesta de cumpleaños con 4.500 invitados, pero tenían que pagar para asistir.

El actor festejó sus 45 años en el Teatro Dolby de Hollywood, donde cantó, bailó y contó historias para "One Night Only", un concierto de beneficencia que recaudó 1,85 millones de dólares para el Fondo de Cine y Televisión.

"Esto es probablemente la forma más narcisista de pasar tu cumpleaños", dijo el actor después del espectáculo. "Elegí mis canciones favoritas y conté historias de mi vida".

Respaldado con una orquesta de 17 músicos, Jackman realizó una variación de su reciente espectáculo de Broadway, con historias personales, algunos filmes y selecciones de musicales clásicos de Hollywood, incluyendo una rutina durante "Singin' in the Rain". Habló sobre su familia, cantó en honor de su esposa y compartió música e imágenes de su natal Australia.

"Muchos le dirán a su esposa '¿te importa si voy a jugar golf con mis amigos?' Así es como me siento con este espectáculo", dijo. "Lo amo. Si hay una canción que no me gusta, la quito y pongo una nueva. Todo es algo que quiero hacer. Por eso, estar aquí esta noche, apoyar esta causa, y no pudo haber multitud más generosa aunque quisiera, de cualquier forma ha sido grandioso".

La fundación beneficiada ofrece cuidados de salud y otros servicios a los trabajadores y jubilados de la industria del entretenimiento.

Cybill Shepherd, Bryan Singer, Darren Criss y la compositora Carole Bayer Sager fueron algunos de los rostros famosos que acudieron a la fiesta, que concluyó con la subasta de un Fiat eléctrico, un par de garras de Wolverine y dos camisetas interiores sudorosas que usó el actor y que se vendieron por 11.000 dólares cada una.

___

Sandy Cohen está en Twitter como http://www.twitter.com/APSandy