El español Nicolás Almagro que superó al checo Tomas Berdych, por 6-7 (6), 6-3 y 7-6 (4) para alcanzar los cuartos de final del torneo de Shanghai, dijo a EFE que esta victoria es la mejor de su carrera en pista dura.

"Ha sido un partido muy duro, sabía que no iba a ser fácil. Tenía que estar tranquilo en todo momento, pero venía haciendo las cosas bien después de las tres semanas que paré para oxigenarme un poco mentalmente", dijo Almagro

"Me he rodeado de los míos, que realmente siempre me han estado apoyando y nunca me han dejado solo, y creo que este partido todas las personas que lo han visto en casa lo han sacado adelante. Me alegro mucho por mi entrenador y preparador físico, que realmente lo estaban pasándolo peor que yo incluso. Esta vuelta, aunque siempre me han dicho que nunca me fui, que solo estaba un poquito disperso, se la debo a ellos", añadió Almagro.

"Ha sido uno de los más completos. En ningún momento dudé de lo que tenía que hacer y estoy feliz porque ganar a Berdych en una pista muy rápida como ésta siempre es complicado, y más perdiendo el primer set de la forma que lo he perdido", comentó sobre su victoria de hoy.

"Estoy dando un pasito adelante en estas superficies, me lo estoy creyendo un poquito más y este es el camino a seguir", dijo.

Almagro se enfrentará con el argentino Juan Martín del Potro por segunda semana consecutiva. En Tokio, 'Delpo' le derrotó para acceder a la final. "Es un partido bonito, son los cuartos de final de un Masters 1000 y ahí nadie regala nada. Quiero hacer mi partido como lo hice la semana pasada en Tokio, donde tuve mis opciones, lástima que no las pude aprovechar pero mañana será otro día. Ahora lo que quiero es descansar", comentó.