Harry Redknapp, que entrenó a Gareth Bale al inicio de su carrera en el Tottenham, afirma que el jugador era "técnicamente brillante" pero necesitaba "confianza" y consideró que ahora deberá "abandonar la sombra" de Cristiano Ronaldo.

"En los entrenamientos me volvía loco. Era técnicamente brillante pero siempre parecía estar jugando con su pelo", describe Redknapp sobre el extremo galés del Real Madrid en un fragmento de su autobiografía adelantado hoy por el diario británico 'Daily Mail'.

El técnico inglés, que entrenó a los "Spurs" de 2008 a 2012, sostiene que "con Gareth, todo consistía en asentar su confianza".

"Cada mañana era lo mismo, Gareth se caía y se quedaba allí mientras los demás seguían corriendo. Al final les dije (a los fisioterapeutas) que lo dejaran allí. 'No os preocupéis', les decía, 'Estará bien en dos minutos", rememoró el inglés.

Con todo, Redknapp asegura que en aquellos primeros años ya predijo que Bale, que llegó al Real Madrid este verano por cien millones de euros, sería "el Cristiano Ronaldo" del Tottenham.

"Predije que iba a ser nuestro Cristiano Ronaldo y eso es lo que fue. No creo haber visto nunca a un jugador aterrorizar tanto a un equipo como Bale lo hizo con el Inter de Milán", señala Redknapp.

Bale, que en mayo de 2007 llegó al Tottenham procedente del Southampton, debe ahora lograr "abandonar la sombra" el delantero portugués, su compañero en el vestuario del Santiago Bernabéu desde este verano.

"No será fácil. Ronaldo es una gran estrella en el Madrid. Gareth deberá tener confianza en sí mismo y mantener una mentalidad fuerte", sostuvo el preparador inglés, para quien su antiguo pupilo es "un espíritu libre" que no puede estar "atado a ninguna posición" en el campo.

Redknapp, actual técnico del QPR, con el que perdió la categoría la pasada temporada en la liga inglesa, asegura que siempre pensó que "Gareth es más que un lateral izquierdo, incluso más que un extremo".

"No quiero que se me interprete mal, si (Bale) quisiera ser un lateral izquierdo podría ser el mejor del mundo, otro Roberto Carlos", afirmó Redknapp.