Scott Dixon conquistó la primera de dos carreras del Gran Premio de Houston, en un día desastroso para el equipo Penske y para el líder de la competencia IndyCar, Helio Castroneves.

El brasileño Castroneves llegó a la carrera del sábado con una ventaja de 49 puntos sobre Dixon cuando restan tres competencias para que el campeonato concluya. Pero un problema con la caja de velocidades al inicio de la carrera provocó que el piloto terminara en el 18vo lugar.

Después, una lenta parada en pits del piloto Will Power, del equipo Penske, permitió que Dixon tomara la delantera. El piloto del equipo Chip Ganassi Racing siguió rumbo a una victoria cómoda, su cuarto mejor tiempo en la campaña, con lo que redujo su desventaja a ocho puntos.

El neozelandés Dixon se llevó la doble jornada en Toronto en julio para meterse a la lucha por el campeonato y buscará repetir la hazaña en el circuito del Reliant Park el domingo.

Simona de Silvestro llegó en segundo sitio por lo que logró subir al podio por primera vez mientras que Justin Wilson quedó en tercero.

La primera carrera de IndyCar que se celebra en Houston desde 2007 se complicó debido a una imperfección en la primera curva, que no se descubrió hasta el viernes, cuando los autos salieron al circuito. Los mecánicos trataron de reparar la superficie durante toda la noche pero no pudieron remediar las alteraciones y rugosidades de la pista.

Después, la competencia enfrentó otro problema ya que el auto de James Hinchcliffe se apagó mientras estaba alineado en la parrilla de salida. El bólido se encontraba en la tercera fila y los otros tuvieron que sortearlo para evitar una colisión masiva.

Sin embargo, Ed Carpenter no pudo esquivar a Hinchcliffe y golpeó la parte trasera del auto averiado. Hinchcliffe caminó rápidamente de regreso a los pits del equipo Andretti Autosport donde trató de calmarse.

De inmediato se emitió una advertencia de seguridad y Takuma Sato, quien logró la pole position, se fue al frente bajo la mirada del propietario del equipo A.J. Foyt, quien regresó a las carreras luego de una operación de remplazo de cadera. Foyt, no obstante, no tuvo mucho que celebrar porque Sato cedió el liderato al sufrir la pinchadura de una llanta, lo que dejó a Power y Dixon al alcance del liderato.

El venezolano E.J. Viso fue noveno, y el colombiano Sebastián Saavedra se ubicó 14to.