El abridor colombiano Julio Teherán trabajó cinco episodios y llevó a los Bravos de Atlanta a un triunfo por 12-5 sobre los Filis de Filadelfia.

Los Bravos, campeones de la División Este de la Liga Nacional, consiguieron su mejor temporada en triunfos en nueve años, al conseguir registro de 96-66, y ganaron su primer título de división desde el 2005.

La novena de Atlanta tiene la ventaja de campo en la serie de división contra los campeones de la División Oeste, los Dodgers de Los Ángeles, que inicia el jueves en el campo del "Turner Field".

Los Bravos necesitaban una derrota de los Cardenales de San Luis para conseguir la ventaja de campo en toda la serie final, pero éstos derrotaron 4-0 a los Cachorros de Chicago.

Teherán (14-8) lanzó cinco episodios, permitió seis imparables, un jonrón, cuatro carreras, y retiró a tres por la vía del ponche para conseguir la victoria.

El colombiano controló a 20 enemigos con 66 lanzamientos, 45 fueron a la zona perfecta del strike, y dejó en 3,20 su promedio de efectividad.

El guardabosques Evan Gattis (21) pegó de cuatro esquinas en el primer episodio con un corredor en el camino, para los Bravos.

La derrota recayó en el abridor Zach Miner (0-2) en dos entradas y un tercio, permitió siete imparables, un jonrón y cinco carreras.