El Espanyol arranca una semana con tres partidos, como la han definido desde el vestuario blanquiazul, ante el Athletic de Bilbao, un rival que, como los anfitriones, ha firmado un excelente inicio de temporada, con tres victorias y una única derrota.

El Athletic Club visitará Cornellá-El Prat con el objetivo de mantener la buena línea de resultados que le ha llevado a sumar nueve puntos sobre doce en las en las cuatro primeras jornadas y acabar además con una racha de quince años sin ganar en el campo del Espanyol.

El último triunfo rojiblanco en terreno blanquiazul, entonces Montjuic, se remonta al ya lejano 11 de enero de 1998. Desde entones el Athletic ha encajado diez derrotas y sólo ha sido capaz de rascar cinco empates ante uno de los rivales que, al margen de Real Madrid y Barcelona, más se le ha atragantado lejos de Bilbao.

Los futbolistas del entrenador Javier Aguirre, por su parte, intentarán mantener las buenas sensaciones. Están invictos y protagonizan el mejor arranque 'perico' de los últimos 18 años. De todos modos, nadie en la plantilla catalana se relaja. Todos apuestan por la prudencia, y más ante un rival de este calibre.

El técnico mexicano tiene a todos sus jugadores disponibles, aunque hay cambios respecto a la anterior convocatoria. Vuelven el central mexicano Héctor Moreno y el lateral izquierdo Joan Capdevila. El defensa brasileño Sidnei y el centrocampista Álex Fernández se quedan fuera de la lista.

Aguirre sopesa si repetir el mismo centro del campo que en el último partido de Liga, con tres pivotes, o volver al esquema habitual, con dos mediocentros y un mediapunta. De todos modos, no se prevé una revolución en la composición del equipo, que sí podría rotar en los siguientes compromisos de esta semana.

Los antecedentes en enfrentamientos entre estos conjuntos en el feudo blanquiazul son claramente favorables al Espanyol. Para encontrar una victoria del conjunto vasco hay que remontarse a la temporada 1997-1998, gracias a un escueto 0-1. Desde entonces, los blanquiazules han sumado diez victorias y cinco empates.

El momento que atraviesa el conjunto bilbaíno, quinto clasificado con un punto más que los de Javier Aguirre, parece propicio para intentar romper esa dinámica.

Al margen de la previsible derrota en el Santiago Bernabéu (3-1), los jugadores de Ernesto Valverde han sacado adelante tanto la visita a Valladolid (1-2) como dos partidos como local con connotaciones tan especiales como el del 'exilio' de Anoeta frente a Osasuna (2-0) y el estreno de San Mamés ante el Celta (3-2).

La expedición rojiblanca, que viajará a Barcelona el mismo día del partido a mediodía, contará con las bajas seguras de los lesionados Borka Ekiza, Mikel Balenziaga, Kike Sola y Enric Saborit, que esta semana se produjo un esguince moderado en el tobillo izquierdo durante el entrenamiento del viernes.

Respecto al once, las principales dudas residen en saber si Valverde mantendrá en el equipo titular tanto a Iago Herrerín en la portería como a Erik Morán en el puesto de medio de contención.

En el caso del guardameta no parece probable que el técnico, después de tres partidos jugando de inicio, relegue al banquillo al bilbaíno por el error que le costó el segundo gol ante el Celta, mientras que sí parece más factible la vuelta al once de Ander Iturraspe en lugar del joven centrocampista de Portugalete.

Alineaciones probables:

Espanyol: Casilla; Javi López, Colotto, Héctor Moreno, Fuentes; Víctor Sánchez, David López; Stuani, Pizzi, Simao y Sergio García.

Athletic: Herrerín; Iraola, Gurpegui, San José, Laporte; Iturraspe, Beñat, Herrera; Susaeta, Aduriz y Muniain.

Árbitro: Martínez Munuera, del comité valenciano.

Campo: Cornellà-El Prat