Gareth Bale no debutó en el Real Madrid el domingo debido a que se lesionó durante el calentamiento para el encuentro de la Liga Española contra Getafe.

Bale figuraba en la alineación titular pero fue retirado después que el departamento médico le examinó el muslo izquierdo.

El defensor francés Raphael Varane, que regresa después de una larga ausencia por lesión, reemplazó a Bale en la escuadra mientras Francisco "Isco" Alarcon salió como titular.

Bale jugó dos partidos para el Madrid, ambos en calidad de visitante, después que llegó al equipo con una transferencia récord de 100 millones de euros (132 millones de dólares) del Tottenham.