El tribunal deportivo de Brasil suspendió por 30 días al volante argentino Damián Escudero, tras arrojar positivo en un control antidopaje en la liga local.

Escudero dio positivo a un corticosteroide después de un partido de su club Vitoria en julio. Ya cumplió la suspensión mientras esperaba por su juicio y puede jugar.

El mediocampista atribuyó el resultado positivo a una medicina contra la sinusitis que le suministraron los médicos del equipo. El tribunal también suspendió el lunes por la noche por un año al principal médico del Vitoria, Iván Carilo Pinto.

Escudero, quien jugó antes por el Villarreal de España y Boca Juniors, encaraba una suspensión de hasta dos años.