Peoria (AZ), 12 sep (EFEUSA).- El expresidente de México Vicente Fox dijo hoy que Estados Unidos debe de tener la "visión" y la "sabiduría" para enfrentar el tema migratorio y dar ejemplo al resto del mundo.

En una visita a Arizona, el exdirigente mexicano aseguró que la inmigración es parte de la globalización y que la historia ha comprobado que los "muros" no sirven y puso como ejemplo la caída del Muro de Berlín.

"Estados Unidos y México tienen una larga relación que ha vivido tiempos difíciles y tiempos muy productivos, creo que éste es el momento de detenernos y analizar lo que está funcionando, lo que no está funcionando tan bien y qué es lo que se está moviendo muy lento", dijo Fox en conferencia de prensa junto en el Edificio de Administración de Seguridad Pública de Peoria (Arizona).

Por su parte, Rosario Marín, extesorera de Estados Unidos, coincidió con Fox en la urgencia de la aprobación de una reforma migratoria integral que saque de las sombras a los cerca de once millones de indocumentados, muchos de ellos mexicanos, que se calcula viven en el país.

"Debemos reconocer que nuestro sistema migratorio no funciona, si lo hiciera no tendríamos once millones de inmigrantes indocumentados", aseguró Marín durante la conferencia de prensa conjunta con el expresidente mexicano, que visitó Arizona invitado por el Instituto McCain de Liderazgo Internacional, del senador John McCain, y la Fundación United Peoria.

La extesorera dijo que el actual sistema migratorio está "roto" y le ha fallado al país y a todas aquellas personas que llegan como indocumentados a Estados Unidos.

"Cada día que retrasamos una solución, el problema se hace más grande", aseguró la funcionaria, que agregó que existen "muchas razones económicas para aprobar una reforma migratoria".

En este sentido, el expresidente de México resaltó la estrecha relación comercial que existe entre ambos países, que se estima es de 750.000 millones de dólares anuales, y recordó que este intercambio beneficia a ambos países, pues genera millones de empleos a ambos lados de la frontera.

Aseguró que actualmente el "enemigo" que enfrentan en común es la pujante economía en Asia, en especial en China, por lo que ha llegado el momento de ser más competitivos.

Cuestionado sobre la polémica aprobación del consumo de marihuana en varios países y estados como Washington y Colorado, el expresidente de México reiteró su postura a favor de esta legalización y aseguró que el consumo del alcohol y tabaco es mucho peor.

En su opinión, al legalizar esta droga, los millones de dólares que genera su venta ilegal a los cárteles y narcotraficantes pasarán al gobierno.

Antes de la conferencia de prensa, la esposa del senador John McCain (R-Az), Cindy McCain, y la mujer del expresidente mexicano, Marta Sahagún, se reunieron en el mismo lugar para discutir el tráfico humano y cómo ambos países pueden trabajar en conjunto para combatir este problema.

La exprimera dama de México aseguró a los medios que éste es un problema que afecta a los dos países, por lo que ambos deben de trabajar en conjunto para encontrar una solución.

Sahagún consideró que la educación es la mejor arma que se puede tener para combatir el tráfico humano, que afecta especialmente a mujeres y niños.

Por su parte, la esposa del senador McCain dijo que el objetivo es que Arizona sea un líder a nivel nacional en la lucha en contra del tráfico humano y abogó por los derechos que deben tener las víctimas.

Ambas estuvieron de acuerdo en que internet está jugando un papel importante en el tráfico humano y que es difícil combatirlo. EFE