Nick Folk pateó un gol de campo de 48 yardas con dos segundos por jugar, luego que una infracción de Lavonte David mantuvo con vida la posesión de Nueva York, y los Jets consiguieron el domingo una inesperada victoria 18-17 sobre los Buccaneers de Tampa Bay.

Con los Jets abajo 17-15 y el partido en sus postrimerías, el novato Geno Smith logró avanzar 10 yardas. Pero David le empujó para sacarlo del terreno. El castigo de 15 yardas permitió que los Jets tuviesen el ovoide en la 30 de los Buccaneers y así sirvieron la mesa para el gol de campo decisivo de Folk en la siguiente jugada.

Todo parecía liquidado para los Jets unos instantes previos, luego que Rian Lindell pateó un gol de campo de 37 yardas y 34 segundos por jugar.

Smith, en su primer partido como titular debido a la lesión de Mark Sánchez (hombro), cometió algunos errores como un balón suelto que terminó en una anotación y un pase interceptado, pero acabó completando 24 de 38 pases para 256 yardas y un touchdown.