Un aficionado cayó desde un andador elevado y murió el domingo en el Candlestick Park de San Francisco durante el partido entre los 49ers y los Packers de Green Bay.

El portavoz de la policía de San Francisco Gordon Shyy dijo que varias personas atestiguaron la caída del sujeto desde el andador, el cual circunda el Candlestick.

De acuerdo con la policía, los testigos dijeron que el hombre parecía intoxicado cuando cayó poco después de la patada de inicio alrededor de la 1:30 de la tarde, en un encuentro que los 49ers ganaron 34-28.

Médicos fuera de servicio y agentes de policía le dieron los primeros auxilios hasta que llegó una ambulancia, pero poco después se certificó la muerte del hombre, por las lesiones sufridas al caer sobre el pasillo.

Shyy dijo que el individuo, que parecía tener treinta y tantos años, sufrió varias lesiones. No se sabe de inmediato desde qué altura cayó.

Su identidad se mantiene en reserva hasta que las autoridades notifiquen a sus familiares.

En un incidente similar, dos aficionados resultaron heridos luego de que una barandilla colapsó justo después de que terminó el partido entre los Colts y los Raiders en Indianápolis.

Los aficionados estaban recargados en la barandilla sobre el túnel que conducía al vestuario de Oakland cuando ésta se venció. Ambos cayeron aparatosamente sobre el pasillo. Uno de ellos fue sacado en camilla del lugar, mientras que el otro, dijeron testigos, salió en silla de ruedas.

Unas tres horas después que los Colts vencieron a Oakland 21-17, Barney Levengood, director ejecutivo del estadio Lucas Oil, dijo que uno de los heridos fue dado de alta después de recibir atención médica en el estadio. El otro, dijo, fue trasladado al Hospital Metodista para una evaluación más amplia. Afirmó que no parecía estar herido de gravedad.