Una organización sanitaria que presionó exitosamente por una ley en el condado de Los Ángeles que exige el uso de condones en la industria pornográfica espera conseguir lo mismo en Florida.

Las autoridades de la AIDS Healthcare Foundation presentaron una queja de problema de salubridad el mes pasado ante el Departamento de Estado por una cinta pornográfica que al parecer se filmó en el sur de Florida y en la que los actores no usaron condones. El presidente de la fundación, Michael Weinstein, dijo el miércoles que el grupo no quiere que los actores porno se expongan a enfermedades de transmisión sexual afuera de California.

La queja llama a una investigación. Las autoridades sanitarias del estado no respondieron de inmediato un correo electrónico en busca de comentarios.

Los votantes en el condado de Los Ángeles aprobaron el año pasado una ley según la cual los actores porno deben usar condones para protegerse de enfermedades de transmisión sexual. Un juez federal en California declaró que la ley es constitucional.