El bateador designado dominicano David Ortiz mantiene su protagonismo después de haber tenido una mala racha personal y remolcó tres carreras para los Medias Rojas de Boston, que vencieron 7-6 a los Medias Blancas de Chicago.

Los Medias Rojas, que completaron "barrida" en la serie de tres, sumaron tres victorias seguidas y se mantienen líderes en la División Este de la Liga Americana, con una ventaja momentánea de cinco juegos sobre los Rays de Tampa Bay.

Ortiz hizo tres viajes a la caja de bateo y pegó en dos ocasiones para ser el bate más productivo al remolcar tres carreras.

Ortiz ha pegado 5 de 9 con seis remolcadas después de no haber hecho contacto con la bola en sus previas 23 oportunidades con el madero.

Al dominicano le faltan sólo dos imparables para convertirse en el jugador número 39 en la historia de las Grandes Ligas con 2.000 hits, 400 jonrones y 1.400 carreras remolcadas.

La victoria la consiguió el relevo Brandon Workman (4-2) en una entrada y un tercio, permitió dos imparables y una carrera, dio una base y retiró a uno por ponche.

El derrotado fue el abridor Andre Rienzo (1-1) en tres episodios, permitió cinco imparables, dio una base y ponchó a cinco.