Un solitario gol de Karim Benzema volvió a dar al Real Madrid una victoria por la mínima en la liga española el lunes, cuando se impuso por 1-0 de visitante al Granada.

Benzema marcó a los 10 minutos el único tanto de otro discreto partido del equipo de Carlo Ancelotti, que en su estreno de local había vencido por sufrido 2-1 al Betis, también con diana del goleador francés.

Completadas las dos primeras fechas del campeonato, Barcelona, Atlético de Madrid, Athletic de Bilbao, Villarreal y Real Madrid son los únicos equipos que han sumado los seis puntos posibles, pero los "merengues" no han convencido en ninguna de sus dos victorias y su astro, Cristiano Ronaldo, tampoco ha estrenado aún su cuenta de goles tras acumular 34 en el pasado torneo.

El Madrid sí se movió con fluidez al principio, al ritmo ágil y liviano que marcaron Isco Alarcón y Luka Modric en el mediocampo, siempre apoyados por el dinamismo del argentino Angel Di María a lo largo y ancho del frente de ataque.

Un balón cruzado con la zurda por Di María no lo acertó a reconducir a la red Benzema, pero la segunda diagonal del extremo de Rosario sí la pudo convertir en gol el francés, cazando en el área el mal control previo de Cristiano.

Diego López, nuevamente titular en el arco madridista por delante del internacional Iker Casillas, apenas se vio inquietado por un disparo al cuerpo de Youssef El-Arabi y un cruce de Yache Brahimi que no encontró rematador.

En el área contraria, Roberto Fernández evitó el segundo de Mesut Oezil, nuevamente tras servicio de un hiperactivo Di María.

Tras el descanso, un cabezazo de Cristiano, que no encontró el arco, precedió una excelente gambeta de Isco sobre el chileno Manuel Iturra y un disparo al poste, desviado lo justo por Fernández.

El Granada reclamó dos penales por mano de Alvaro Arbeloa y derribo de Casemiro al argentino Diego Buonanotte, y también contó un remate alto de Riki Sánchez. Ante la falta de mordiente local, el equipo de Ancelotti optó por replegarse y esperar un contragolpe para sentenciar, pero sus tímidas llegadas en el tramo final se limitaron a tres derechazos desde la media distancia de un individualista Cristiano, los dos primeros neutralizados por Fernández y el último, fuera por poco.

Francisco Medina "Piti" pudo nivelar en los descuentos, pero Pepe sacó en el área chica el zurdazo del atacante granadino.