Los conocidos exteriores de los trajes espaciales de los astronautas ocultan frecuentemente todo el ingenio y la mecánica que ocultan en su interior, ya que fueron concebidas inicialmente como "prendas de uso en una nave espacial".

Ahora, una nueva exhibición sobre arte titulada "Apropiado para el espacio" que se inaugura el viernes en el Museo Nacional del Aire y el Espacio del Instituto Smithsonian, pone de relieve la creatividad detrás de los trajes que permitieron a los humanos aspirar a volar más allá de la Tierra y explorar la Luna.

Imágenes de rayos X y fotografías muestran los trajes en intrincado detalle, dijo la curadora de historia espacial Cathleen Lewis. Las imágenes de rayos X del museo son las primeras de su tipo creadas para estudiar, conservar e investigar los trajes espaciales de la nación.

"Uno no se percata de las maquinarias complejas que son", comentó Lewis. Pero la imagen de rayos X del traje espacial de Alan Shepard, de la misión Apolo, y de un prototipo de la década de 1960 "permite a los visitantes ver más allá de lo que aparece a simple vista, ver a través de las capas protectoras del traje las subestructuras que incluye en el interior", agregó.

La exhibición traza la evolución del traje espacial desde los trajes de vuelos de prueba de altitud alta de la década de 1930 a los albores de la era espacial con las misiones Mercurio, Géminis, Apolo y los transbordadores espaciales.

Aunque la tecnología impulsó gran parte del diseño de los trajes para mantener una barrera hermética al vacío del espacio y proteger de la radiación solar, también revelan los criterios estéticos de la moda del momento, señaló Lewis. Los siete trajes de astronauta originales de la misión Mercurio fueron únicos con respecto a todos los demás con una capa plateada para presentar al mundo los exploradores espaciales estadounidenses.

"La NASA tenía un imperativo de convertir a los astronautas en un nuevo grupo, un cuerpo no militar. Así que aquí hubo una oportunidad de vestirlos con un nuevo uniforme... que evoca el sentido de aquella fantasía de (el personaje de ciencia ficción) Buck Rogers", dijo la curadora. "Todos estos tipos, los ingenieros, crecieron con la ciencia ficción. Ellos la alimentaron con sus ideas, y al mismo tiempo fueron consumidores de ella".

Los curadores buscan la manera de preservar los trajes espaciales debido a que algunos materiales se están descomponiendo, decolorando o volviéndose rígidos cerca de 50 años después de ser creados.

La exhibición de trajes espaciales viajará por 10 ciudades en un período que termina en 2015, siendo sus siguientes escalas Tampa, Florida; Filadelfia y Seattle.

___

En internet

National Air and Space Museum: http://airandspace.si.edu/

___

Brett Zongker se encuentra en Twitter en https://twitter.com/DCArtBeat