Derek Jeter bateó el domingo un sencillo y puso a prueba su tobillo reparado quirúrgicamente, durante el segundo juego de su programa de rehabilitación con el equipo de Scranton/Wilkes-Barre, sucursal de los Yanquis de Nueva York en la Triple A.

El campocorto, quien se fracturó en dos ocasiones el tobillo izquierdo, fue el bateador designado en el segundo juego de rehabilitación y terminó conectando un imparable en dos veces al bate, con dos bases por bolas y una carrera anotada.

Jugará como torpedero por los RailRiders el lunes por la noche.

Jeter recibió pasaporte en su primer turno y fue retirado en una doble matanza antes de batear su sencillo por un hueco en la izquierda del cuadro en su segunda oportunidad. Más tarde anotó impulsado por un cuadrangular.

Después del segundo boleto, tuvo la oportunidad de correr las bases por primera vez. Fue de la primera a la tercera almohadilla con un sencillo al jardín derecho y se deslizó en la antesala con facilidad.

Jeter, de 39 años, no conectó de hit en dos oportunidades el sábado, y recibió una base por bolas. Se fracturó el tobillo en el primer juego de la serie de campeonato de la Liga Americana, el 13 de octubre.