Decenas de dolientes se congregaron el jueves para el funeral de James Gandolfini y el creador de "Los Soprano" tenía previsto conmemorar al actor en la ceremonia.

David Chase es una de las cuatro personas que iban a presentar rememoraciones durante el funeral en la Catedral de San Juan el Divino, en Manhattan. Los otros son la viuda del actor, Deborah Lin Gandolfini, y dos amigos de la familia.

Gandolfini, de 51 años, más conocido por su papel del jefe de la mafia Tony Soprano en la serie de HBO, murió de un ataque al corazón la semana pasada durante unas vacaciones con su hijo en Italia.

Los invitados comenzaron a llegar temprano para el funeral de las 10 a.m. Dick Cavett conversó con el actor Steve Buscemi cerca de la entrada de la iglesia. Aida Turturro, quien interpretó a la hermana de Gandolfini en "Los Soprano", fue una de las primeras del elenco que llegó.

Unos 1.500 asientos se habían acomodado. El público podrá entrar una vez hayan llegado todos los invitados.

La familia realizó un velorio privado el miércoles en Nueva Jersey.

Los teatros de Broadway rindieron homenaje atenuando las luces de sus marquesinas durante unos minutos el miércoles por la noche. Gandolfini fue nominado a un premio Tony en el 2009 por su actuación en la obra "God of Carnage".