Los Orioles suelen esperar un jonrón de Chris Davis, quien dio efectivamente ese aporte necesario en la séptima entrada de un apretado juego contra los Indios. Pero lo que pasó a continuación fue una sorpresa.

El dominicano Alexi Casilla, que no suele distinguirse por su poder con el madero, coronó un racimo de cinco anotaciones en la séptima entrada mediante un jonrón de tres vueltas, y Baltimore dejó atrás una racha de cuatro derrotas consecutivas al imponerse el martes 6-3 a Cleveland.

Davis empató la pizarra 3-3 con su 28vo jonrón, la máxima cifra en las Grandes Ligas. Fue un garrotazo de dos carreras.

Casilla no había conectado un cuadrangular en toda la temporada hasta que hizo viajar la pelota lanzada por Justin Masterson (9-6).

En un equipo que es líder de las mayores en el departamento de jonrones, cualquiera puede hacer buen contacto con la pelota, incluso el noveno bate.

"Eso les resta presión a los bateadores principales, pues saben que hay otros que pueden contribuir y que lo hacen", consideró el primer bate Nate McLouth. "Alexi estuvo grande esta noche".

El bambinazo deleitó a los jugadores de Baltimore, que ya de por sí aprecian el duro trabajo que realiza Casilla como intermedista sustituto.

"Fue asombroso", dijo Davis. "Creo que todos lo apoyan aquí y esperan que conecte por lo menos un sencillo. Cuando él hace esto, todos se llenan de adrenalina".

Casilla disparó su primer cuadrangular desde el 8 de agosto de 2012, también frente a Masterson. Su batazo bastó para poner fin a una racha de cuatro derrotas consecutivas, en la que Baltimore cayó tres veces ante Toronto y una ante Cleveland, por un total combinado de 29 carreras contra 15.

"Me siento muy bien por haber pegado ese jonrón después de que habíamos perdido cuatro", dijo Casilla. "Sentí que tenía que hacer algo por el equipo y lo hice esta vez".

Chris Tillman (9-2) recibió tres carreras y cuatro hits en una labor de siete entradas, en la que expidió cuatro pasaportes, para hilar su quinto triunfo consecutivo. El derecho tiene una foja de 6-0 en siete aperturas desde el 19 de mayo.

Estuvo en riesgo de perder hasta que Davis y Casilla hicieron sonar sus toletes.

"¡Increíble, increíble!", exclamó Tillman. "Este equipo es muy unido, y nos gusta que cada noche alguien nuevo aporte. Estamos disfrutando eso. Es divertido para todos nosotros".

Jim Johnson resolvió la novena entrada para su 27mo salvamento.

Jason Kipnis conectó un jonrón, recibió dos boletos y conectó un sencillo por los Indios, que buscaban su cuarta victoria seguida de visita, algo que no ocurre desde abril de 2012.

En otros juegos de la Liga Americana, los Yanquis de Nueva York superaron 4-3 a los Rangers de Texas, con un jonrón de Ichiro Suzuki cuando había dos outs de la novena entrada.

Además, los Rays de Tampa Bay doblegaron 5-1 a los Azulejos de Toronto, y los Angelinos de Los Angeles apabullaron 14-8 a los Tigres de Detroit.

En un interligas, el cubano Alexei Ramírez remolcó con un sencillo la carrera de la victoria, en la parte baja de la novena entrada, para que los Medias Blancas de Chicago superaran 5-4 a los Mets de Nueva York.

El hit del cubano Ramírez llegó después de que Chicago había cometido un error costoso en la parte alta del inning, lo que estropeó la estupenda labor de Chris Sale, quien ponchó a 13 bateadores en ocho episodios.

Los Mets anotaron la carrera del empate cuando había dos outs de la novena entrada, por una pifia defensiva. El emergente Daniel Murphy elevó un globito frente al montículo y el antesalista Conor Gillaspie pidió la pelota, antes de que el intermedista Gordon Beckham tratara de atraparla.

Los dos estuvieron cerca de chocar y la bola terminó cayendo, para un error de Beckham. David Wright anotó después de que había conectado un sencillo y se había robado la segunda almohadilla.

El hit de Ramírez llegó con corredores en las esquinas. Jeff Keppinger pegó un sencillo y Beckham se embasó en un error de fildeo del relevista LaTroy Hawkins (2-1). Keppinger avanzó a la antesala cuando los Mets no pudieron convertir una doble matanza.

Addison Reed (3-0) se llevó la victoria después de desaprovechar una oportunidad de salvamento por tercera ocasión.

En otros interligas de la jornada, los Marlins de Miami se impusieron 4-2 a los Mellizos de Minnesota, con dos producidas por el dominicano Marcell Ozuna; los Piratas de Pittsburgh doblegaron 9-4 a los Marineros de Seattle, con dos cuadrangulares del dominicano Starling Marte, y los Cardenales de San Luis apabullaron 13-5 a los Astros de Houston, con un jonrón del boricua Carlos Beltrán (18).

Asimismo, los Bravos de Atlanta se impusieron 4-3 a los Reales de Kansas City; los Medias Rojas de Boston aplastaron 11-4 a los Rockies de Colorado, y los Atléticos de Oakland doblegaron 7-4 a los Rojos de Cincinnati.

En la Liga Nacional, los Nacionales de Washington superaron 7-5 a los Diamondbacks de Arizona; los Cerveceros de Milwaukee arrollaron 9-3 a los Cachorros de Chicago; los Filis de Filadelfia derrotaron 6-2 a los Padres de San Diego, y los Dodgers de Los Ángeles se impusieron 6-5 a los Gigantes de San Francisco.