Ernie Els firmó tarjeta de 63 golpes, nueve abajo del par de campo, consiguiendo un eagle y siete birdies, para encabezar el jueves el torneo de Munich de la Gira Europea tras jugarse la primera ronda.

El jugador sudafricano, quien ganó el Abierto Británico en 2002 y 2012 y el Abierto de Estados Unidos en 1994 y 1997, casi tuvo un segundo eagle en el último hoyo que hubiera igualado un récord del campo.

Terminó con un birdie que le dio la ventaja en solitario.

"Realmente no significa mucho sino hasta el domingo. Pero colocarse en competencia, por así decirlo, a inicios del torneo es agradable; estar justo en la cacería", dijo Els, quien se encuentra un golpe delante del inglés Matthew Baldwin, el sueco Alex Noren, el holandés Robert-Jan Derksen y el alemán Martin Kaymar, quien deleitó a la multitud al terminar en la tarde con tres birdies consecutivos y nueve en total.

"Tuve muchas oportunidades en los nueve hoyos de regreso y casi aproveché todas ellas", comentó Kaymar.

Baldwin y Noren registraron cada uno ocho birdies en la mañana, mientras que Derksen tuvo seis y un eagle.

Les siguen los ingleses Matthew Nixon y Tom Lewis, junto con el francés Alexander Levy, con 65 golpes.

Els terminó empatado en el cuarto lugar del U.S. Open la semana pasada.