Tras su muerte James Gandolfini dejó numerosos proyectos en diferentes estados de gestación, incluyendo dos películas en posproducción.

El actor de 51 años, quien murió el miércoles en Italia, había estado bastante ocupado con un montón de lanzamientos a finales de 2012, incluyendo la película de suspenso sobre la cacería de Osama bin Laden "Zero Dark Thirty", la cinta de mafiosos "Killing Them Softly" y el drama sobre el paso a la edad adulta de la década de 1960 "Not Fade Away", que lo reunió con el creador de "Los Soprano" David Chase. Gandolfini siguió avanzando hacia papeles de actor de carácter, varios de los cuales podrán ser vistos de manera póstuma.

La película de crimen en Brooklyn "Animal Rescue", que se filmó a principios de este año fue su última película. Dirigida por Michael R. Roskam ("Bullhead") y escrita por Dennis Lehane, incluye las actuaciones estelares de Tom Hardy y Noomi Rapace, mientras que Gandolfini interpreta al dueño de un bar. Fox Searchlight planea estrenarla el próximo año.

Gandolfini también co-protagoniza "Enough Said", un romance del escritor y director Nicole Holofcener ("Please Give"). Interpreta al ex esposo de Catherine Keener, a quien intenta cortejar otra divorciada, a quien da vida Julia Louis-Dreyfus. Filmada a finales del año pasado, "Enough Said" también será distribuida por Fox Searchlight, aunque no se ha fijado una fecha para su estreno.

El astro de "Los Soprano" siguió teniendo una relación estrecha con HBO. Había grabado un piloto con Steven Zaillian ("A Civil Action") para "Criminal Justice", una adaptación de la serie de 2008 de la BBC en la que interpreta a un abogado con poca moral de Nueva York.

Aunque HBO había rechazado hacer el programa, fue reestructurado para ser una miniserie más limitada. No se habían grabado más escenas aparte de las del piloto, así que el futuro de la serie es incierto.

Gandolfini también había firmado un contrato para volver a trabajar con su compañero de elenco de "The Incredible Burt Wonderstone" Steve Carell. En "Bone Wars", una película de HBO Films, los dos interpretan a los paleontólogos del siglo XIX Edward Drinker Cope y Othniel Charles Marsh. Ese proyecto, estaba sólo en sus primeras etapas.