Roger Federer pareció fuera de forma al vencer el miércoles a Cedrik-Marcel Stebe 6-3, 6-3 para avanzar a cuartos de final del torneo de Halle, uno de los certámenes de preparación para Wimbledon.

Su primer encuentro individual sobre césped en su preparación para defender el título de Wimbledon no fue más que discreto, aunque el suizo no se vio nunca amenazado por su rival, no preclasificado.

"Siempre me complace ganar, no importa cómo sea", afirmó.

Gael Monfils también avanzó a cuartos de final y después anunció que no jugará en Wimbledon.

Tras derrotar al checo Jan Hernych 6-2, 6-3, Monfils dijo que retiraba su pedido de una invitación a Londres porque tenía que lidiar con un problema personal impostergable, que no reveló.

Mijail Youzhny también avanzó a la rueda de los ocho mejores superando al cuarto cabeza de serie Kei Nishikori 6-1, 6-7 (4), 6-3.

El alemán Mischa Zverev, invitado al torneo, también se anotó entre los victoriosos eliminando a Mirza Basic 7-6 (5), 6-3 después de haber estado en desventaja en los dos sets.

Cuatro de los siete títulos de Federer en Wimbledon llegaron después que ganó el torneo de Halle. Su vínculo con este certamen, donde tiene cinco títulos, es tal que una calle de la ciudad lleva su nombre.

Ahora tercero en el escalafón del mundo, Federer no ha ganado un solo título este año y viene de una derrota en cuartos de final en el Abierto de Francia.

Monfils, que llegó a ser séptimo en el ránking, estuvo inactivo varios meses el año pasado debido a una lesión en una rodilla. En mayo había bajado al puesto 119 antes de escalar a la posición 67.