Para el físico europeo que creó la primera página de internet, preservar su historia es una labor tan complicada como desenmarañar los misterios del universo.

Los científicos de la Organización Europea para la Investigación Nuclear (conocida como CERN, por sus siglas en francés) están buscando la primera página de internet. Fue en el CERN donde Tim Berners-Lee inventó la red mundial en 1990 como un proyecto no oficial, utilizando una computadora NeXT que el cofundador de Apple Steve Jobs diseñó a finales de la década de 1980 durante su exilio de 12 años de la compañía.

Dan Noyes supervisa el sitio en internet del CERN y se ha dado a la tarea de descubrir la primera página de internet del mundo. Dice que sin importar cuánto busquen, es posible que los investigadores nunca hagan un descubrimiento claro de la página web original por la forma como se comparten los datos.

"El concepto de la primera página en internet es un poco extraño", dijo Noyes. "No es como un libro. Un libro existe a través del tiempo. Los datos se sobrescriben. Hasta cierto punto, esto es inútil".

En abril, el CERN restauró una copia del primer cibersitio que Berners-Lee creó en 1992 para organizar información relacionada con el centro. Fue la copia más antigua que el CERN pudo hallar en ese momento, y Noyes prometió seguir buscando.

Luego de que la radio pública difundió la historia sobre la búsqueda, un profesor de la Universidad de Carolina del Norte-Chapel Hill se presentó con una versión de 1991. Paul Jones conoció a Berners-Lee durante la visita del científico británico a Estados Unidos para una conferencia en 1991, justo un año después de que Berners-Lee inventó la web. Jones dijo que Berners-Lee compartió la página con el profesor, quien la transfirió de servidor a servidor durante años. Una versión continúa activa en internet en un archivo que Jones opera: ibiblio.

La página que Jones recibió de Berners-Lee está atrapada en la computadora NeXT de Jones, protegida por una contraseña olvidada hace años. Especialistas en informática forense tratan de extraer la información para revisar los registros y preservar la codificación original usada para generar la página.

Noyes dijo que seguirá buscando versiones previas de la página y que sospecha que hay un par de páginas que fueron creadas antes de la versión que tiene Jones.

El internet mismo data de 1969, cuando expertos en informática se reunieron en la Universidad de California en Los Angeles para intercambiar datos entre dos enormes computadoras. En los primeros días, internet tenía correos electrónicos, paneles para mensajes conocidos como Usenet, y comunidades virtuales como el WELL.

Berners-Lee buscaba formas de controlar las computadoras del CERN a distancia. Su innovación fue combinar internet con otro concepto que data de la década de 1960: el hipertexto, que es una forma de presentar información de forma no secuencial. Aunque nunca logró que le aprobaran el proyecto formalmente, su jefe le sugirió seguir con él de todas formas. Berners-Lee comenzó a escribir el software para la red en octubre de 1990, logró que su navegador funcionara para mediados de noviembre y le agregó funciones en diciembre. Para Navidad ya tenía listo el programa en el CERN.

Muchas personas ven las páginas web y a internet como lo mismo, a pesar de que la web es sólo una de las muchas funciones de internet. El correo electrónico personal se conduce en general en sistemas de base web como Yahoo y Gmail. Espacios como Friendster, Myspace y Facebook surgieron como sitios web para visitar. La gente utiliza las páginas web para ver programas de televisión, pagar cuentas, jugar y muchos servicios más que están por inventarse al alcance de un clic.

___

Jeffrey Collins está en Twitter como: http://twitter.com/JSCollinsAP