Courtney B. Vance y Judith Light fueron los primeros ganadores de los premios Tony en una ceremonia que empezó con una dinámica canción según la cual esta sería la más grande de las noches.

Vance ganó en la categoría de mejor actor de reparto en una obra por su papel de editor de periódico en "Lucky Guy", que protagoniza Tom Hanks, y le dedicó el premio a su madre.

Light, estrella televisiva de la serie de comedia de los 80 "¿Quién manda a quién?", obtuvo su segundo Tony en dos años, por su papel de madre irónica en "The Assembled Parties", y con eso se cementó como una estrella de Broadway. El año pasado obtuvo el mismo premio por su interpretación de una tía alcohólica bromista en "Other Desert Cities".

"Quiero agradecerle a cada mujer con la que estoy en esta categoría nominada: ustedes han hecho de esto una celebración, no una competencia", expresó.

Los Tony se transmitían en vivo por la cadena CBS desde el Radio City Music Hall. Neil Patrick Harris, por cuarta ocasión maestro de ceremonias, abrió el espectáculo con un animado número acompañado de talentosos niños que actualmente trabajan en distintos musicales de Broadway.

"Kinky Boots" y "Matilda the Musical" eran los favoritos al premio al musical del año, mientras "Vanya and Sonia and Masha and Spike" y "The Assembled Parties" eran las principales contrincantes por el premio a la mejor obra.

Tanto "Kinky Boots" como "Matilda the Musical" se inspiran en piezas británicas y en ambos sus protagonistas hablan con acento inglés, pero el ADN de uno es estadounidense...

La cantante y compositora pop Cyndi Lauper y Harvey Fierstein le han dado a "Kinky Boots" — originalmente una película de 2005 sobre una fábrica de calzado que resurge creando botas para transformistas — una música divertida y un libreto emotivo que celebra la diversidad. Y le mereció nominaciones a sus dos actores principales: Billy Porter y Stark Sands.

"Matilda the Musical" es una adaptación oscura y genial de la novela de Roald Dahl. Su actriz principal es de hecho un hombre, Bertie Carver, quien interpreta a la malvada maestra titular Miss Trunchbull.

Otros musicales que esperan el reconocimiento son el acrobático "Bring It On: The Musical" y "A Christmas Story, the Musical", adaptado de la popular película navideña. Las principales reposiciones musicales incluyen una versión actualizada de la Cenicienta, titulada en inglés "Rodgers + Hammerstein's Cinderella", y una estupenda reposición de "Pippin" con una atmósfera de circo.

El premio a la mejor obra se disputa básicamente entre la comedia de Christopher Durang "Vanya and Sonia and Masha and Spike" y la emotiva pieza de Richard Greenberg "The Assembled Parties".

La máxima estrella nominada este año es el debutante en Broadway Hanks, quien podría llevarse un Tony por "Lucky Guy", el último trabajo de Nora Ephron también finalista a mejor obra. Hanks enfrenta una dura competencia de Nathan Lane, quien hace el papel de un artista cabaretero gay que no ha salido del clóset en "The Nance".

"Creo que a nivel artístico fue una buena temporada. Realmente me gustó 'Kinky Boots' y 'Matilda' y las obras (no musicales) nominadas", dijo Todd Haimes, el director artístico de la no lucrativa Compañía Teatral Roundabout, que produjo la reposición de "The Big Knife" y consiguió una nominación al Tony al mejor actor de reparto. "Algunas de las actuaciones fueron las más extraordinarias que he visto en mucho tiempo".

Algunos famosos que actuaron esta temporada en Broadway no fueron nominados, como Bette Midler, Jessica Chastain, Al Pacino, Katie Holmes, Paul Rudd, Alec Baldwin, Alicia Silverstone, Sigourney Weaver, Cuba Gooding Jr. y Scarlett Johansson.