Nick Franklin pegó el jueves sus dos primeros cuadrangulares en las Grandes Ligas, mientras que el cubano Kendrys Morales, Brendan Ryan y el venezolano Endy Chávez también sacudieron bambinazos para darle a los Marineros de Seattle la victoria sobre los Padres de San Diego por 7-1.

Franklin, un segunda base que fue selección en primera ronda en el reclutamiento de 2009, debutó el lunes en Grandes Ligas, y pegó su primer hit, un sencillo, el miércoles en una derrota ante los Padres.

Se quedó con esa pelota, y alguien de la banca de los Marineros recuperó la pelota de su primer jonrón, que cayó en la zona arenosa después de la valla.

"Siempre es bueno quitarse eso de encima", dijo Franklin. "No sólo eso, sino también ganar y dividir la serie con San Diego".

Franklin también recibió un baño de cerveza por parte de sus compañeros.

"No me lo esperaba. Pero es asombroso", dijo. "Estoy feliz de que hayamos ganado. Es una gran victoria luego de lo de anoche. En verdad estoy feliz de que hayamos ganado".

Los Marineros perdieron el miércoles 3-2 en 10 innings.

"Es un gran día para Nick", dijo el mánager Eric Wedge. "Bien por él. Pegó muy bien un par de bolas. Puedes ver que en el poco tiempo que lleva aquí se siente ya un poco más cómodo y va tomando confianza. Fue un día impresionante para él. También hizo un buen trabajo en la segunda base".

Los cinco cuadrangulares de los Marineros son su mayor producción en un partido esta temporada.

También son el mayor número de jonrones que los Padres han permitido en un encuentro esta temporada, e igualan la mayor cantidad que han permitido en la historia del Petco Park. Permitieron cinco bambinazos a Atlanta el 14 de julio de 2006.

El primer cuadrangular de Franklin fue contra Andrew Cashner en la sexta entrada con dos outs en la cuenta. Volvió a pegar un vuelacercas en la octava, también con dos outs, a lanzamiento de Tim Stauffer.

"No estaba pensando en ello", dijo Franklin sobre hacer su segundo cuadrangular poco después del primero. "Más bien estaba tratando de batear a mi estilo".

El venezolano Félix Hernández (6-4) rompió una racha de dos derrotas en dos aperturas, y mantuvo a raya a los Padres al permitirles solo una carrera y tres imparables en ocho episodios. Ponchó a seis y regaló tres boletos.

"Estuvo muy bien hoy", dijo Wedge. "Hizo buenos lanzamientos. Controló el juego, que es lo que queremos que haga".

Hernández se sintió igual de orgulloso por sus tres apariciones en el plato, incluida una que le dio una base por bolas antes del cuadrangular de Chávez en la séptima.

"Me hicieron 19 lanzamientos", dijo. "Siempre es divertido batear".

Para Wedge "eso tiene cierto significado. Esa es la diferencia entre si ese pitcher lanza otra entrada o no. Creo que estuvo realmente bien... El quería seguir viendo lanzamientos. Si aportas turnos al bate de calidad como pitcher, contribuyes a la ofensiva, así que hizo un buen trabajo".

Morales jonroneó por el centro al abrir la segunda entrada, mientras que Ryan pegó un cuadrangular elevado en la tercera, ambos contra Cashner.

Hernández sólo tuvo una mala entrada, la cuarta, en la que permitió dos sencillos, un elevado de Carlos Quentin y regaló dos pasaportes. El venezolano lleva marca de 5-0 con 1.54 de promedio de carreras limpias admitidas en seis aperturas en el Petco Park.

Cashner (4-3) permitió cuatro carreras y siete imparables en seis innings, ponchó a cuatro y regaló dos bases por bolas.

Los Padres han perdido seis de nueve.

En Nueva York, los Mets consumaron una barrida en la Serie del Subway contra los Yanquis.

Dillon Gee (3-6) ponchó a 12 y permitió a los Yanquis conectar solo cuatro hits en siete entradas y un tercio, para ayudar a los Mets a llevarse la victoria por 3-1.

"Siempre es divertido ganar esta serie, en especial para nuestra afición", dijo el capitán de los Mets David Wright. "Le da a nuestros fans la oportunidad de presumir".

Marlon Byrd pegó un cuadrangular de dos carreras en la segunda entrada contra el novato Vidal Nuno (1-2).

Los Yanquis fueron superados 16-7 en los cuatro partidos de la serie y batearon 5 de 23 (.218) cuando había corredores en posición de anotar. Los abridores de los Mets se fueron 4-0 con 1.91 de efectividad.

Desde el inicio de los partidos interligas en 1997, la única barrida anterior en la Serie del Subway fue para los Yanquis, que ganaron los seis partidos de 2003.

"Es duro perder contra tus rivales locales", dijo el mánager de los Yanquis Joe Girardi. "Es algo que iba a pasar tarde o temprano, pero no quieres ser el equipo al que le pase".

En otros resultados de la jornada, Texas venció 9-5 a Arizona, Cachorros 8-3 a Medias Blancas de Chicago, San Francisco 5-2 a Oakland, Boston 9-2 a Filadelfia, Cleveland 7-1 a Cincinnati, Pittsburgh 1-0 a Detroit en 11 entradas, Baltimore 2-0 a Washington, Tampa Bay 5-2 a Miami, Atlanta 11-3 a Toronto, Minnesota 8-6 a Milwaukee, Houston 7-5 a Colorado, y Angelinos 3-2 a Dodgers de Los Angeles.

El encuentro entre Kansas City y Seattle se retrasó por lluvia cuando iba 4-2 favor Reales en la parte alta de la novena entrada.