La gran pregunta de Cannes es saber qué llamará la atención de Steven Spielberg.

El famoso director de Hollywood preside el jurado que decidirá quién gana la Palma de Oro y otros premios en el festival de la rivera francesa y el director artístico de la muestra, Thierry Fremaux, se muere de ganas de saber cuál será la que más le cautive.

"Conocemos al director, pero no sabemos quién será como espectador", dijo Fremaux el martes del cineasta.

"Por ejemplo las dos películas japonesas" en competencia. Apoyará el director de "Tiburón", "E.T." y "Rescatando al soldado Ryan" la cinta de drama y acción "Shield of Straw" de Takashi Miike o la historia íntima de Kore-Eda Hirokazu "Like Father, Like Son".

"Sigo sin saber qué preferirá: si la película de acción, que es más parecida a su propio cine, o el cine de autor, que es completamente diferente", dijo Fremaux, quien ha estado al frente del festival desde 2001.

Spielberg ha dejado entrever algo. Fremaux dijo que el director le señaló que en el jurado quiere "emprender un viaje".

"Quiero saber cómo hace cine la gente de manera diferente a la mía", le habría dicho.

Spielberg y sus compañeros de jurado — que incluyen a los actores Nicole Kidman y Christoph Waltz y al director Ang Lee — se reunieron para un coctel el martes mientras un ejército de trabajadores daba los últimos brochazos y preparaba la alfombra roja afuera de la sede principal del festival, el Palais des Cinemas.

El festival arranca el miércoles con la cinta de la era del jazz "El gran Gatsby" de Baz Luhrmann y concluye el 27 de mayo.

Entre las 20 cintas que luchan por llevarse la Palma de Oro hay películas de los hermanos Coen, Roman Polanski, Alexander Payne y Asghar Farhadi.

Es difícil predecir al ganador pero lo que sí es garantizado en Cannes es que habrá arena, sol y, según Fremaux, sexo.

A una pregunta sobre si hay un tema común en la selección, Fremaux dijo "amor — el tema principal de la historia".

Las películas con un elemento romántico incluyen la cinta de Steven Soderbergh sobre la vida de Liberace "Behind the Candelabra", la historia sobre el paso a la edad adulta de Abdellatif Kechiche "La Vie d'Adele" y, de alguna manera, la historia post divorcio de Farhadi "The Past".

Fremaux dijo que alguna de las películas buscan ir más allá de los límites a la hora de ilustrar el sexo en pantalla, aun cuando son otros tiempos desde que "La gran comilona" escandalizó a Cannes en 1973 con sus escenas explícitas de sexo y desnudos.

Hoy mucho menos impactante, "La gran comilona" se proyectará este año en la selección de cintas clásicas del festival.

"Creo que la sociedad está mucho más abierta que hace 40 años y es más fácil hablar sobre sexualidad", dijo Fremaux. "Los directores tienen la libertad de hacer lo que quieran. (Pero) esa libertad tiene ciertos límites, así que ya veremos".

Otras películas hacen eco al debate que ha sacudido a Francia y otras partes del mundo sobre el matrimonio entre personas del mismo sexo.

"Es una coincidencia, pero también es la forma en la que los directores, los cineastas y los artistas entran al mundo, a la sociedad", dijo. "Y eso es lo que Cannes quiere mostrar".

___

Jill Lawless está en Twitter como //Twitter.com/JillLawless