El presidente de la FIFA Joseph Blatter dijo sentirse "horrorizado" por unos cánticos racistas que hicieron interrumpir el partido entre Milan y Roma en el fútbol italiano.

El encuentro del domingo en Milán fue interrumpido por 97 segundos durante el complemento porque aficionados de Roma la dedicaban cánticos racistas a Mario Balotelli y Kevin-Prince Boateng, ambos del Milan. La liga multó a Roma con 50.000 euros (64.865 dólares).

"Horrorizado de leer sobre los abusos racistas en la Seria A anoche", escribió Blatter el lunes en su cuenta de Twitter. "Es un tema complejo, pero estamos decididos a tomar medidas, no solo de palabra".

El líder del organismo rector del fútbol indicó que un grupo de tareas de la FIFA está preparando un plan de acción para las 209 asociaciones afiliadas.

El árbitro Gianluca Rocchi dispuso parar el juego porque los aficionados ignoraban la voz del estadio, que pedía que pusiesen fin a los cánticos. Es la primera vez que un partido de Italia es interrumpido por este motivo.

Balotelli es un italiano de raza negra, hijo de inmigrantes de Ghana, y es pilar de la selección italiana. Boateng nació en Alemania, hijo de madre alemana y padre de Ghana, y juega en la selección de Ghana.

El partido terminó 0-0.

El director general de Roma Franco Baldini afirmó que los cánticos no eran racistas.

"Abuchearon a Balotelli porque es un jugador temido", sostuvo, según la Gazzetta dello Sport. "La naturaleza de los cánticos no está clara. Y escuché claramente a los hinchas del Milan gritar 'romano bastardo', que es igualmente discriminatorio. Cuesta decir cuál es el límite entre un abucheo común y corriente y un acto de discriminación racial".

En enero Boetang abandonó el campo de juego, seguido de sus compañeros, por los cánticos racistas de la afición de un equipo de cuarta división.

"Existe la precepción de que en ciertas áreas del estadio se puede hacer lo que uno quiere", dijo el presidente de la asociación de futbolistas Damiano Tommasi. "Es importante hacer que esa gente se siente cada vez más en la minoría".