Los Spurs de San Antonio se quedaron sin Tony Parker y su ofensiva habitual, pero contaron con Tim Duncan. En el frente tuvieron el poder del jugador del Partido de Estrellas y eso les permitió compensar su alarmante falta de defensa.

Duncan consiguió 30 puntos, 12 rebotes y cinco bloqueos, con lo que los Spurs de San Antonio vencieron la noche del sábado 119-113 a los Cavaliers de Cleveland.

Kawhi Leonard agregó con 24 unidades y 13 tableros, mientras el argentino Manu Ginóbili logró 14 puntos y 10 asistencias para San Antonio (51-16), que ahora aventaja por un juego y medio a Oklahoma City en la Conferencia del Oeste.

"Tim nos salvó", dijo el entrenador de los Spurs Gregg Popovich, quien fue expulsado a mediados del segundo cuarto. "Obviamente, él cargó toda la noche por nosotros. Fue estupendo. No tiene por qué ser de esa manera".

Nando De Colo tuvo 11 unidades y el brasileño Thiago Splitter, 10 para los Spurs.

Jugando sin sus dos mejores jugadores — el base Kyrie Irving y el centro Anderson Varejao_, Cleveland (22-44) estuvo al frente 103-102 con 5 minutos por jugarse.

Los opositores tenían un promedio de 96,2 puntos contra los Spurs al comenzar el partido del sábado, pero los Cavaliers tuvieron 90 después de tres cuartos. Al tratarse de una franquicia y un entrenador que han ganado cuatro títulos de la NBA sobre los hombros de su defensa, preocupa la falta de concentración, por decir lo menos.

"Tenemos que dar un paso hacia arriba y jugar mejor", dijo Ginóbili. "Los playoffs están a la vuelta; 15 partidos para el final y estamos haciéndolo peor que al comienzo de la temporada Tenemos que pasar esta mala racha y mejorar nuestro juego".

Para Cleveland (22-44), Wayne Ellington anotó 21 puntos y su compañero sustituto Marreese Speights aportó 19 tantos. Shaun Livingston anotó 16 puntos, en tanto que Alonzo Gee y Dion Waiters contribuyeron 15 cada uno.

Ninguna ofensiva se vio mermada por la pérdida de sus bases titulares, que han participado en el Partido de Estrellas. Tony Parker, de los Spurs, posiblemente no jugará otras dos semanas debido a un esguince de grado dos en el tobillo izquierdo y Cleveland prescindirá tres semanas más de Kyrie Irving, quien está lesionado de un hombro.

Ambos equipos tuvieron unas defensas deficientes.

"Hemos venido subrayando durante dos semanas y media y no ha servido de nada", dijo Popovich. "Tengo que aprender otro idioma o no sé qué, pero estoy muy decepcionado con nuestra ejecución defensiva en las últimas dos o tres semanas después de que elevamos nuestra posición, de ser un equipo defensivo promedio el año pasado a uno de los dos o tres mejores de este año.

"Luego, en las últimas tres semanas, decidimos tirarlo todo... Realmente estoy preocupado y decepcionado por eso".

Por los Spurs, el brasileño Splitter jugó 27:04 minutos, en los que consiguió 10 puntos, cuatro rebotes y dos asistencias. Acertó tres de tres lanzamientos de campo y cuatro de cinco tiros libres. Ginóbili logró 14 tantos y 10 asistencias en 26 minutos en la cancha. Acertó cuatro de nueve lanzamientos de campo, incluido uno de tres puntos entre cuatro oportunidades, así como cinco de ocho tiros libres.

En Filadelfia, Spencer Hawes ha intentado convertirse en líder en los vestuarios en su equipo, los Sixers. Ante el derrumbe de una campaña que parecía prometedora para los 76ers por lesiones y no buenos resultados, Hawes ha alentado al equipo con el mensaje de que permanezcan unidos.

Su aliento ha sido importante pero su juego excelente en todos los aspectos ha servido más.

Hawes consiguió 18 puntos, ocho asistencias (la mejor cifra de su campaña), así como 16 rebotes y siete tapones (la cifra más alta de su carrera) para que Filadelfia ganara el sábado en la noche 98-91 a los Pacers de Indiana.

"En verdad me gusta el núcleo que tenemos y lo que hemos construido", dijo Hawes. "Este año ha sido difícil para todos. Si podemos mantener la mentalidad correcta hacia adelante y terminamos con fuerza, creo que el futuro será brillante", apuntó.

Jrue Holiday aportó 27 puntos y 12 asistencias para el triunfo de los Sixers, el tercero apenas en 15 encuentros. Aunque los Sixers son uno de los peores equipos de visitante en la liga, acumulan foja en casa de 19-17.

Los Sixers tenían ventaja de un punto al término del tercer cuarto, después abrieron el último periodo con una ofensiva de 19-4 para aumentar la diferencia con los Pacers. Evan Turner y Thaddeus Young contribuyeron cada uno con algunas canastas que aumentaron la ventaja en el último cuarto; todos los titulares terminaron con al menos 10 unidades.

En otros resultados, Washington 127, Phoenix 105; Boston 105, Charlotte 88; Portland 112, Detroit 101 y Utah 90, Memphis 84.