La primera dama de Estados Unidos, Michelle Obama, aparecerá por segunda vez en la portada de la revista Vogue, cuatro años después de su primera aparición en el número de marzo de 2009, informó hoy la prensa estadounidense.

Michelle Obama será la apuesta de la publicación para su edición de abril y en la portada lucirá un conjunto de Reed Krafoff, el diseñador por el que optó con una chaqueta azul durante la ceremonia privada de juramento de enero en la Casa Blanca, previa a la investidura de su marido, Barack Obama, como presidente del país.

La revista estará disponible la próxima semana.

Una vez más ha sido la fotógrafa Annie Leibovitz la encargada de retratar a la primera dama, quien no obstante, rechazó "ser parte de una de las sesiones creativas" que caracterizan a la artista, habitualmente con estrellas de Hollywood como protagonistas, según explica el diario Washington Post.

Por el momento, según detalla el rotativo, se desconoce si en el interior del reportaje aparecen fotografías de Obama luciendo su propio vestuario, como suele ser habitual, o uno prestado para la ocasión.

La edición de abril de la revista está dedicada tradicionalmente al "estado de forma". La publicación describe esa temática como "la belleza y el cuidado de los cuerpos de las mujeres". Actrices como Brooke Shields, Scarlett Johansson o la modelo Gisele Bundchen han aparecido previamente en las portadas de abril de la revista.

En la portada de 2009 la primera dama posaba en actitud relajada, con la barbilla apoyada en su mano derecha, luciendo un vestido de color magenta de Jason Wu.

La primera mujer de un presidente cuya fotografía apareció en la revista de moda fue Lou Hoover, la mujer de Herbert Hoover (1929-1933), aunque su imagen, como la de las primeras damas que la siguieron, se encontraba en páginas interiores.

La portada de Vogue se resistió a todas las primeras damas hasta que Hillary Clinton llegó a la Casa Blanca junto a su marido, con lo que la fotografía de Michelle fue la segunda de una mujer de presidente en la historia de la revista.

Anna Wintour, editora jefe de la revista Vogue, fue una de las principales contribuyentes a la campaña de reelección de Obama.