Cuando en 1978 se anunció al primer papa no italiano en 455 años, la multitud mayormente italiana que esperaba en la Plaza de San Pedro quedó estupefacta.

Pero cuando el cardenal polaco Karol Józef Wojtyla, que quedaría inmortalizado para siempre como el papa Juan Pablo II, rompió la tradición al dirigirse a los escépticos espectadores no en latín sino en italiano, se ganó su simpatía en un instante.

"No sé si podré expresarme claramente en su ―en nuestro― idioma italiano. Si cometo algún error, ustedes me corregirán", dijo desde el balcón.

En ese momento, dicen los expertos en temas relacionados con el Vaticano, la Iglesia católica apostólica romana inició una nueva era de universalidad. Décadas más tarde, bajo el reinado del papa Juan Pablo II, la Iglesia católica registró un crecimiento notable en África y América Latina.

El papa Juan Pablo II, que falleció en 2005, fue sucedido por un papa alemán, Benedicto XVI. En los próximos días ―o quizá semanas, aunque eso es poco probable― la Iglesia podría regresar a sus raíces eligiendo a un papa italiano o dar a los más de mil millones de seguidores del mundo entero el primer papa latinoamericano.

Han pasado 1,272 años desde que el primer papa no europeo lideró la Iglesia católica, y eso fue cuando Gregorio III, un sirio, reinó hasta 741, según los archivos del Vaticano.

"Creo que la nacionalidad del papa es menos importante para los italianos de lo que era antes" gracias a Juan Pablo II y a Benedicto XVI, dijo Fabio Benincasa, un profesor de estudios italianos en Roma quien anteriormente enseñó en la Universidad Duquesne, de Pittsburgh (Pensylvannia).

¿Ha llegado el momento?

Esta vez, la frustración con la curia romana (el gobierno del Vaticano) dirigida por italianos, sumada a la serie de escándalos de abuso sexual en los que se vio envuelta la Iglesia además de la frustración con los propios políticos italianos, ha fomentado la especulación sobre si la Iglesia buscará un extranjero para limpiarse y reformarse.

A medida que el número de católicos disminuye y el secularismo aumenta en Europa, algunos han comenzado a mirar hacia América Latina como una alternativa viable para el próximo papa, una región donde vive una gran parte de los católicos del mundo ―el 41 por ciento―.

No solo se ve a América Latina como el futuro de la Iglesia católica, sino que también se la percibe como una importante base católica que necesita apoyo para contrarrestar el enorme crecimiento del protestantismo. La amenaza es particularmente fuerte en Brasil donde los católicos disminuyeron del 92 por ciento de la población religiosa del país en 1970 a alrededor del 68 por ciento en la actualidad, según un informe de FGV.  

"Se han ido más católicos al protestantismo en la última generación que los que se fueron durante la Reforma en Europa",   dijo a Fox News Latino Thomas Reese, un sacerdote jesuita y editor de la influyente revista católica America." Es una enormidad. Sinceramente, si pudiéramos encontrar un cardenal latinoamericano que sepa cómo encarar esto, con mucho gusto lo elegiríamos papa".

El reverendo Robert Pelton, director de Latin American/North American Church Concerns (Inquietudes de la Iglesia latinoamericana/norteamericana) de la Universidad de Notre Dame, dijo que un papa latinoamericano podría ser de gran ayuda para el catolicismo en EE. UU.  

"Un papa latinoamericano podría ayudar a nuestra causa", dijo Pelton.  "Creo que nos hemos secularizado demasiado".

Algunos, sin embargo, propugnan un papa italiano que esté familiarizado con la burocracia del Vaticano… y que indique el regreso a la tradición católica.

Los candidatos

Los tres candidatos latinoamericanos más probables para papa, según los expertos del Vaticano, son el brasileño Odilo Scherer, el hondureño Oscar Rodríguez  y el argentino Leonardo Sandri.

Scherer, de 63 años de edad, es el candidato latino más joven y el que tiene mayores probabilidades de los tres. Es el arzobispo de San Pablo, y en el país con la mayor población católica del mundo: 145 millones de católicos. Ocupa un cargo en la poderosa curia romana y es percibido como alguien que puede cambiar la burocracia en el Vaticano desde adentro.

A Rodríguez, de 70 años, se lo considera el más fuerte defensor de la justicia social y la lucha contra la pobreza. Es conocido por su sentido del humor, lo que puede llegar lejos para quienes creen que la Iglesia necesita un pastor carismático, similar a Juan Pablo II.

Sandri, de 69 años, es ampliamente conocido por su experiencia diplomática. También es conocido como la voz del papa: habló en nombre de Juan Pablo II muchas veces cuando este luchaba contra el mal de Parkinson, y finalmente fue quien anunció su muerte. Sandri ha trabajado en las embajadas de la Santa Sede en Venezuela, México y Estados Unidos, y fue suplente del secretario de Estado, el tercer cargo en el Vaticano.

Es percibido como alguien que puede aportar su experiencia diplomática y administrativa, algo que la Iglesia necesita para avanzar.

El voto

El próximo papa debe recibir dos tercios de los votos, es decir 77 de las 115 papeletas en el cónclave. Hay 19 cardenales latinoamericanos con un voto cada uno, pero los expertos no creen que votarán en bloque.  

El cardinal Scherer y el cardenal mexicano Norberto Rivera han dicho que la región de donde proviene un cardenal no debe tenerse en cuenta.

"Los cardinales no votan en bloque", dijo a Fox News Latino el reverendo Michael Collins, un conocido experto y escritor.

Collins cree que el cónclave durará hasta el jueves. Dijo que los cardenales han reducido la lista a unos seis u ocho candidatos.

"El opción de retirarse (gracias al papa Benedicto XVI) hace que el cargo sea mucho más atractivo", dijo Collins. "Porque, seamos sinceros, nadie en su sano juicio quisiera aceptar la responsabilidad del cargo".

Síguenos en twitter.com/foxnewslatino
Agréganos en facebook.com/foxnewslatino

Bryan Llenas currently serves as a New York-based correspondent for Fox News Channel (FNC) and a reporter for Fox News Latino (FNL). Click here for more information on Bryan Llenas. Follow him on Twitter @BryanLlenas.

Like us on Facebook
Follow us on Twitter & Instagram