El presidente uruguayo, José Mujica, consideró hoy que el Mercosur, "más que un mercado común", es "una mala unión aduanera" y debería entablar discusiones sobre su destino, que impliquen establecer nuevos acuerdos de libre comercio.

"No podemos ni debemos engañarnos, en los últimos años el Mercosur quedó muy estancado con crecientes dificultades de comerciar entre sus socios, (...) y aunque existe voluntad bilateral manifiesta que creemos se irá concretando con Brasil, la verdad es que en todo el bloque tenemos dificultades de carácter paquidérmico para poder avanzar", dijo el mandatario.

En su habitual alocución radial en la emisora M24, Mujica, de 77 años y exguerrillero tupamaro, apuntó que la región debe estar atenta a la intención de Estados Unidos y la Unión de Europea de crear un "gran espacio de libre comercio" entre ambos.

"Semejante acuerdo implicaría, en el mundo de hoy, crecientes dificultades para penetrar en estos mercados para aquellos que estamos fuera de esos acuerdos", dijo el presidente.

Para Mujica, "ya no cabe duda que acuerdos bilaterales entre países y a veces entre conjuntos de países sustituyen a la carrera los intentos de reglas comerciales de intercambio de carácter mundial. El mundo camina hacia acuerdos de conjuntos de naciones que disputarán condiciones preferenciales frente a otras".

El presidente consideró que en la actualidad "hay un terror a quedarse solo" y recordó que Uruguay recibió ofrecimientos "muy interesantes" para una alianza comercial con Corea del Sur, pero que persiste "el dilema del Mercosur".

"Si el mundo empieza a hacer acuerdos regionales por aquí y por allá, a aquellos que no estén dentro de esos acuerdos se le multiplicaran los obstáculos para comerciar y eso es determinante directo en el campo del trabajo", insistió.