Gilberto Lerma Plata, un excomandante de la Policía del estado de Tamaulipas y miembro del cartel del Golfo, se declaró hoy culpable de conspirar para importar varias toneladas de marihuana y cocaína a EE.UU., informó el Departamento de Justicia.

Lerma Plata, de 50 años, se declaró culpable de los cargos presentados en su contra en julio de 2011 en una audiencia en un tribunal federal ante la juez Colleen Kollar-Kotelly.

El 29 de julio de 2011, Lerma Plata fue acusado de conspirar para la manufactura y distribución de al menos cinco kilos de cocaína y mil kilos de marihuana que serían importados en Estados Unidos, indicó el Departamento de Justicia en un comunicado.

Lerma Plata fue arrestado en McAllen, Texas, el 9 de mayo de 2012 y, según el subfiscal interino, Mythili Raman, en vez de trabajar por la seguridad ciudadana, éste "abusó de su poder para avanzar las violentas operaciones del narcotráfico del infame cartel del Golfo".

Por su parte, la administradora de la Dirección Estadounidense Antidrogas (DEA), Michele M. Leonhart, afirmó que, valiéndose de "operarios" como Lerma Plata, el cartel del Golfo ha logrado el contrabando de "enormes cantidades de peligrosas drogas hacia EE.UU. durante demasiado tiempo, mientras usan la violencia, intimidación y corrupción pública" para fortalecer el negocio.

Según documentos presentados ante la corte, Lerma Plata estuvo en la nómina del cartel del Golfo mientras trabajaba para la policía estatal en Tamaulipas y "utilizó su posición de autoridad para participar en actividades del narcotráfico del cartel".

Las autoridades descubrieron, mediante la interceptación de llamadas, que Lerma Plata y miembros de alto rango del cartel del Golfo discutieron el traslado de grandes cantidades de marihuana para su distribución en EE.UU., así como el trasiego hacia México de "las ganancias obtenidas por la venta de drogas y armas".

El comunicado no precisó cuándo se dictará la sentencia en el caso.