El pívot dominicano Al Horford volvió a mostrar su clase y condición de líder de los Hawks de Atlanta al aportar un doble-doble ganador que lo dejó también como el jugador latinoamericano más destacado en la jornada de la NBA.

Horford viajó al campo del EnergySolutions Arena, en Salt Lake City, para continuar su protagonismo, y dirigió el ataque de los Hawks, que vencieron 91-102 al equipo local de los Jazz de Utah.

El pívot internacional dominicano aportó 34 puntos y 15 rebotes que lo dejaron al frente del ataque de los Hawks y en las acciones defensivas bajo los aros.

Horford disputó 43 minutos en los que encestó 14 de 22 tiros de campo, se fue perfecto en los de personal con 6 de 6, entregó tres asistencias, recuperó un balón y puso cinco tapones.

Esta vez surgió nuevamente la figura del ala-pívot argentino Luis Scola, que ayudó a los Suns de Phoenix en su triunfo a domicilio en la prórroga por 101-105 ante los Spurs de San Antonio, de su compatriota el escolta Manu Ginóbili.

Scola sólo jugó 20 minutos como titular, pero consiguió 15 tantos al encestar 7 de 10 tiros de campo, 1 de 1 desde la línea de personal, logró cuatro rebotes y dio tres asistencias.

Por los Spurs (45-14), Ginóbili logró 10 tantos en 30 minutos de juego, anotó 2 de 8 tiros de campo (2 de 6 triples) y 4 de 6 desde la línea de personal, capturó tres rebotes, repartió tres asistencias y recuperó un balón.

Su compañero el ala-pívot brasileño Tiago Splitter colaboró con cuatro puntos en 32 minutos, sin que esta vez tuviese protagonismo en el juego ofensivo de los Spurs.

Splitter anotó 1 de 4 tiros de campo, 2 de 2 de personal, mientras que tuvo más presencia en las acciones defensivas al capturar ocho rebotes, dio tres asistencias y recuperó un balón.

Otro argentino que vio acción en la jornada de la NBA fue Carlos Delfino, pero lo hizo en la derrota de los Rockets de Houston, que perdieron 107-110 contra los Bucks de Milwaukee.

Delfino no estuvo inspirado en el juego ofensivo y aportó 12 puntos en 31 minutos, al anotar sólo 5 de 14 tiros de campo, incluido 1 de 6 triples, 1 de 1 desde la línea de personal, logró un rebote, dio una asistencia, y recuperó un balón.

El ala-pívot mexicano Gustavo Ayón siguió sin debutar con los Bucks, su nuevo equipo, al que llegó la pasada semana traspasado por los Magic de Orlando.

También en el camino de la derrota jugó el base venezolano Greivis Vásquez, que se quedó por debajo de la marca de los 10 puntos para los Hornets de Nueva Orleans, que perdieron 74-119 contra los Thunder de Oklahoma City.

Vásquez consiguió seis tantos en 24 minutos, al anotar 3 de 13 tiros de campo, logró tres rebotes y repartió siete asistencias.

El base argentino novato Pablo Prigioni tuvo menos puntos, pero lo hizo con equipo ganador, luego que los Knicks de Nueva York vencieran 109-105 a los Warriors de Golden State.

Prigioni anotó tres puntos en nueve minutos, al acertar 1 de 2 tiros de campo (1 de 2 triples), capturó un rebote y dio una asistencia.

También disfrutó del triunfo el ala-pívot dominicano Charlie Villanueva que jugó con los Pistons de Detroit que vencieron a domicilio 95-96 a los Wizards de Washington, del pívot brasileño Nené Hilario, que no jugó por sufrir molestias en el hombro derecho.

Villanueva jugó 10 minutos y aportó tres puntos al anotar 1 de 3 tiros de campo, incluido un triple en dos intentos, capturó tres rebotes, repartió dos asistencias y recuperó un balón.