El Gobierno de Barack Obama pedirá hoy al Tribunal Supremo de EE.UU. que permita que el matrimonio homosexual vuelva a ser legal en California, al instarle a derogar la llamada Proposición 8, que prohíbe las bodas gais en ese estado.

Según informan las cadenas NBC y CNN, el Departamento de Justicia planea enviar a última hora de hoy una opinión legal al Supremo en la que declarará su oposición a la Proposición 8, con lo que el Gobierno de Obama se implica en los dos casos sobre el matrimonio homosexual que la máxima corte analizará este año.